Diferencia entre objetivos, metas, deseos, sueños y propósitos

11 enero, 2012 8:41 PM
comentarios
Compartir

Metas y objetivos

Muchas personas no conocen la diferencia entre objetivos, metas, deseos, sueños y propósitos. Conocer estas diferencias, puede llegar a ser vital para cuando nos propongamos algo en la vida y queramos llegar al éxito con ello. A continuación explicaremos estas palabras.

Objetivos. Los objetivos normalmente son fines que podríamos considerar grandes. Normalmente, los objetivos encaran grandes logros. Para un estudiante, su objetivo puede ser finalizar su carrera profesional. Para un profesional, puede ser el jubilarse. Otro objetivo podría ser: “Ser Rico” o “Alcanzar Libertad Financiera”.

Metas. Las metas por su parte, son objetivos más pequeños. En el caso del estudiante, en vez de terminar la carrera completa, su meta es terminar el año o el semestre. En cuanto a la creación de riqueza, una meta de quien busca alcanzar el objetivo de libertad financiera, podría ser la creación de 1 ingreso pasivo, de entre muchos que deberá crear.

En otras palabras, un objetivo se encuentra conformado por 2 o más metas, si se conforma de una sola, esa meta pasa a ser objetivo. Podríamos definir entonces más concretamente, que en vez de los objetivos ser “fines grandes”, son elementos compuestos por metas. Si no se puede dividir un objetivo en metas, entonces no es un objetivo, es una meta.

Deseos. Los deseos, son el motor de los objetivos y las metas como tal. Son los deseos los que mueven nuestro corazón y nuestra intuición. Muchos de nuestros deseos, provienen como tal de nuestra naturaleza humana. Es justamente dicha naturaleza la que nos hace buscar el placer en diferentes actividades.

Un deseo muy común en las personas es el de viajar, la distracción y el entretenimiento de conocer tierras lejanas, es un deseo que como tal data desde los primeros humanos. El éxito que tengamos, dependerá de cómo logremos controlar nuestros deseos y de cuántos de ellos podamos materializar.

Sueños. Los sueños, son normalmente deseos idealizados. En gran medida se encuentran ubicados en el largo plazo. Nuestros sueños están basados en lo que grandes personas han conseguido en el pasado. Los sueños que podamos llegar a tener, se basan principalmente en éxitos y triunfos rotundos, que nos mueven de emoción.

Propósitos. Y finalmente, los propósitos, son la voluntad de hacer algo. Un propósito en general puede consistir en un sueño, en un deseo, en un objetivo o en una meta. Es algo que te propones. Los propósitos te permiten proponerte lograr un sueño, una meta, un objetivo o un deseo que tengas.

Fuente: Sebascelis.com

{fcomment}

Compartir


Escribe un comentario

.
 

¡Suscríbete a nuestro boletín!

Recibe los últimos artículos de Pymex en tu correo electrónico.

//Banner fondo//