¿Cómo hallar y desarrollar una nueva fuente de ingresos?

fuentes-de-agua

Seguramente en numerosas ocasiones te has preguntado: ¿Cómo hago para obtener una nueva fuente de ingresos? Parece que el trabajo que tenemos a tiempo completo nos hubiera eliminado la creatividad. No tenemos la menor idea de cómo conseguir una nueva fuente de ingresos, cuando la tenemos frente a nuestras narices. Sí, lo tienes ante tus narices, pero no te atreves a ponerlo en práctica. Tu nueva fuente de ingresos es lo que más sabes hacer. Y asunto concluido.

Sin  embargo, estoy seguro que las dudas te siguen asaltando. Crees que no es la única alternativa para tener una nueva fuente de ingresos. Y no te equivocas. En líneas generales, podría definir que existen dos formas para obtener una nueva fuente de ingresos, y no morir en el intento:

  • Fuente activa: Hacer lo que más te gusta puede ser una excelente oportunidad para obtener un segundo ingreso. Ojo, no vayas a elegir algo que no te gusta por el simple hecho de que puedes hacer dinero (al poco tiempo, declinarás y te quedarás con lo que recibes por tu empleo a tiempo completo). No importa que cobres poco al comienzo, lo que vale es que vayas aprendiendo que sí puedes conseguir nuevas fuentes de ingresos disfrutando de ellos.
  • Fuente pasiva: Si has elegido el camino de la seguridad económica (a pesar que no sea de tu gusto), lo mejor es que optes por fuentes pasivas. ¿Qué es esto? Ganar dinero sin tener que trabajar en ello o destinando poco tiempo. Alquiler de equipos o venta de mercancías son dos ejemplos de ideas rentables que necesitan de muy poco tiempo de parte tuya.

Ahora que ya sabes cuáles son las fuentes de ingreso que tienes a disposición, te brindaremos una guía sencilla para dar forma a la nueva fuente de ingresos que has elegido:

Paso #1: Fortalece tu seguridad

No vayas a buscar una nueva fuente de ingresos cuando ni siquiera cuentas con una fuente segura. Ya sea que seas empleado, empresario o inversionista, debes contar con ingresos seguros para que tu nueva fuente de ingresos cuente con un sólido respaldo.

Paso #2: Encuentra tu valor

Todos, absolutamente todos, sabemos algo que los demás no saben. Solo que siempre tratamos de infravalorar nuestros conocimientos. Da un paseo por Internet y te darás cuenta de todos los tutoriales y manuales que existen. Y lo increíble, es que a pesar de que algunos de ellos versan sobre temas absurdos, tienen una importante cantidad de visitas o descargas. La gente está ávida de conocimientos. No desperdicies los tuyos.

Paso #3: Busca tu mercado

Una vez que has identificado tu valor, debes hallar a las personas que están dispuestos a adquirir ese conocimiento. ¿Quién es tu mercado? ¿Los jóvenes menores de 18 años que entran a Internet? ¿O los adultos mayores de 40 de tu barrio?

Paso #4: Identifica los deseos de tu mercado

La retroalimentación es básica para la generación de una fuente de ingresos alterna. No solo debes enfocarte en lo que puedes dar a tus nuevos clientes, sino también, lo que ellos quieren o desean.

Paso #5: Crea una solución

Y ahí está el valor agregado que vas a brindar (y la razón de tu nueva fuente de ingresos). En base a lo que tú sabes y lo que los clientes quieren, debes crear una solución. No necesariamente tiene que ser un producto físico como un dentífrico por ejemplo, también puede ser un servicio o un producto digital.

Paso #6: Genera atención

¿Sabes cuál es el secreto de las grandes marcas para que sus productos sean los más consumidos? No es la calidad de sus productos, como de seguro lo estabas imaginando, sino la capacidad que tienen ellos de generar atención en el público. Ellos suelen desarrollar con meses (o años) de antelación la campaña de promoción de su nuevo producto o servicio. ¿Por qué no replicas ello a pequeña escala?

¿Tienes alguna idea en mente para que sea tu nueva fuente de ingresos?

Vía: soyentrepreneur.com

Foto: reformasycocinas.com

Artículos Relacionados

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion