De Empleado a empresario: Pauta rápida del emprendedor

1. Ordénate en un plan de negocios

Antes que nada, debes escribir un plan de negocios, donde te planteas las bases del negocio de medio tiempo que pretendes iniciar. Este paso es importante, porque tienes que plantearte cómo vas a vender cuando no estás a tiempo completo, a qué

hora vas atender el negocio, cuanto vas a invertir al principio, quién va a colaborar contigo, etcétera.

2. Comienze pequeño

Creer que de un día para otro se construye un imperio de negocios es un error muy común probablemente ocasionado por la emoción del nuevo negocio. Sin embargo, tarda su tiempo no sólo construirlo, sino aprender de los errores y mejorar, tanto la empresa como uno mismo. Por ello es fundamental que al empezar un negocio, lo haga a pequeña escala, incluso menor que una microempresa.

3. Busque un socio

Empezar un negocio por uno mismo, es bastante difícil, incluso nos dirían una misión imposible. Se requiere del apoyo de otras personas, será para tareas administrativas, tareas operacionales o gerenciales, a fin de sostener y crecer el negocio. Necesita encontrar una persona que también nos interesan al negocio, ya sea que la contraté, o sea su socio, le apoya en todo el camino.

4. Organice su tiempo

Una práctica fundamental cuando se mantiene un trabajo, y seguir el mismo tiempo otro proyecto como un negocio, es organizar el tiempo, con un calendario o agenda. Necesita plantearse metas de que quiere hacer, por semana, y forzarse a cumplirlas. Con ello, logrará hacer todas las tareas necesarias para empezar un negocio.

5. No descuide su trabajo

Cuide siempre su fuente principal de ingresos, hasta que esta empresa genera mayores ingresos en su trabajo principal, debe cuidar su trabajo, es dedicarle el tiempo que se merece. Al momento de empezar un negocio, va a haber muchas cosas que hacer, y esto le va a quitar poco a poco su tiempo y su dedicación a su trabajo principal. Hay muchos casos de personas que trabajando, empezaron un negocio, y al final se quedaron como el perro de las dos tortas, es decir, perdieron ambos trabajos y se quedaron sin fuente de ingresos.

Fuente: 100negocios

Artículos Relacionados

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion