Enfoque financiero de un proyecto privado – Parte 2

empleado-feliz

Continuando con nuestro artículo sobre el enfoque financiero de un proyecto privado, seguiremos con el flujo de caja pra nuevos negocios.

B. Flujo de caja para nuevos negocios

Al momento de verificar el éxito de un proyecto lo más importante es saber qué es lo queremos evaluar, tener claro cuáles son los egresos e ingresos y como se clasifican cada uno de ellos.

Suscríbete a nuestro boletín informativo




Por medio de un flujo de caja podemos medir las inversiones, costos, ganancias y cuanto efectivo neto se produce durante todo el proyecto, así determinamos si el proyecto es viable o no. El flujo de caja se realiza mediante periodos, ósea donde se asume que todas las operaciones ocurren al finalizar un periodo, y todas estas operaciones son al contado o en efectivo.

Tenemos diferentes aspectos con los que trabajar, entre ellos el flujo de caja económico, flujo de financiamiento neto y el flujo de caja financiero.

En el flujo de caja económico los intereses tienen un efecto fiscal, por esta razón el impuesto sobre la renta se calcula antes de aplicar los intereses. Cuando vamos a evaluar un proyecto por medio de este método calculamos primero los impuestos y luego los intereses. Por medio de este método evaluamos la rentabilidad económica del mismo, por lo tanto no incluimos los financiamientos realizados, únicamente el capital del propio inversionista.

El flujo de inversión toma en cuenta las actividades de inversión que son necesarias para que el proyecto pueda funcionar, se considera un estado de cuenta que se construye teniendo una cantidad de años específicos como vida útil.

Cuando conocemos la vida útil de un proyecto podemos calcular cuánto es lo que se puede recibir al liquidar el proyecto, dependiendo del valor que tengan los activos y los pasivos al momento de finalizar la vida útil, esto se conoce como valor residual, y se puede calcular de tres maneras, dependiendo del tipo de activo.

Método contable: Valor contable del activo (precio de registro en el balance) – Depreciación acumulada.

Valor de mercado: Precio del activo en el mercado.

hay que tener cuidado con los aspectos tributarios, siempre que el activo en su valor de mercado supere el valor residual contable, se tiene que pagar el impuesto a la renta respectivo, dicho impuesto debe ser descontado de los ingresos por venta del activo. Si el activo se vende a valor contable, entonces no hay impuestos por aplicar.

Actualización de los beneficios futuros del proyecto (Valor de desecho económico): Flujo neto actualizado desde el período de cierre del proyecto hasta el fin de la vida útil del activo:

Valor de desecho = FN / (1 + i) t+ j 

Donde es el período final de evaluación del proyecto y va de 1 hasta el período en que el activo agota su vida útil o productiva.

El flujo operativo está compuesto por:

Ingresos que están compuestos principalmente por aquéllos propios del giro del negocio (ventas). Es importante recordar que esta cuenta incluye los ingresos efectivos de dinero (no los ingresos devengados o aquellos por créditos no realizados).

Egresos que se refieren a las salidas de efectivo ocasionadas por la actividad operativa del proyecto. Estos egresos se originan, principalmente, en los costos de producción (mano de obra, insumos, etc.), administrativos y en el pago de impuestos. Otros egresos pueden provenir del gasto en ventas ocasionado, por ejemplo, por el pago de comisiones sobre ventas y fletes.

El flujo operativo mide la generación de fondos del proyecto, para ello se obtiene primero la utilidad neta, esta utilidad se trabaja básicamente con el movimiento de ingresos y egresos en efectivo, sin embargo se incluye la depreciación ya que como costo deducible de impuestos, permite reducir los pagos finales de impuesto a la renta, dicho efecto en el efectivo del proyecto tiene que corregirse, es por ello que la depreciación y amortización de intangibles se recupera agregando ello a la utilidad neta, con lo cual se obtienen los fondos generados por el proyecto.

El Flujo de financiamiento neto, contiene la alternativa de financiamiento que tiene el proyecto fuera de la inversión en capital propio. El caso más común es el de los préstamos que recibe el proyecto.

El flujo financiero es el que finalmente debe evaluarse para decidir si la inversión en el proyecto es rentable o no. Este criterio considera que al momento de evaluar un proyecto, es posible que su rentabilidad económica sea mayor que la de un segundo proyecto; pero, es probable que este segundo proyecto pueda acceder a un crédito más favorable que lo haga más rentable desde un punto de vista financiero.

Continúa en: 

Enfoque financiero de un proyecto privado – Parte 1

Enfoque financiero de un proyecto privado – Parte 3

Enfoque financiero de un proyecto privado – Parte 4

Enfoque financiero de un proyecto privado – Parte 5

Enfoque financiero de un proyecto privado – Parte 6

Enfoque financiero de un proyecto privado – Parte 7

Enfoque financiero de un proyecto privado – Parte 8

Enfoque financiero de un proyecto privado – Parte 9

Enfoque financiero de un proyecto privado – Parte 10

Enfoque financiero de un proyecto privado – Parte 11

Enfoque financiero de un proyecto privado – Parte 12

Enfoque financiero de un proyecto privado – Parte 13

Enfoque financiero de un proyecto privado – Parte 14

Enfoque financiero de un proyecto privado – Parte 15

Vía: Pyme’s

comments

Autor entrada:

Deja un comentario