Inversionista de personas: apostando por el sueño de otros

Inversionistas

En el 2010 Sal Lahoud se convirtió en un inversionista de personas. Así como lo leen. Lahoud no invirtió en una empresa específica sino que un amigo le pidió dinero para poder dedicarse a su pasión. Con temores de no ver el retorno del préstamo solicitado, se le ocurrió manejarlo de una manera diferente: en lugar de esperar la devolución total en un tiempo lejano, se le iría pagando con un esquema que aseguraba el pago de un porcentaje de los ingresos que el amigo tuviese.

Entonces, Lahoud creyó que su idea era buena ya que no solo era prestar dinero por el simple hecho de poder hacerlo, sino que al involucrarse con el tema de ganancias a corto y mediano plazo, el inversor estaba confiando en la persona y diciéndole que creía en su talento y su capacidad de generar ingresos rápidamente. Esto ayuda a que las personas estén motivadas y que su sueño se convierta en una realidad viable.  Gracias a esta idea, Sal Lahoud creó Pave, que salió a la luz en 2012.

Pave ya ha ayudado a que varias personas consigan financiación a sus ideas. El esquema es simple, las personas solicitan que alguien apueste por ellos. Consiguen inversores que dan dinero (del cual el 3% de queda con Pave). La devolución es una vez al mes (en los meses que generen ingresos) y por un lapso máximo de 10 años. De esa cuota de devolución mensual, Pave se queda con 1.5% por concepto de comisión.

Así, las personas están consiguiendo inversión para sus propios sueños. Se están convirtiendo en una marca que se oferta y con socios que buscan rentabilizar su talento.

Si bien en Perú aún no hay negocios de este tipo, si los hay en Estados Unidos, Colombia y Chile, los cuales se dirigen mayormente a estudiantes universitarios, con la finalidad de que estos no se endeuden con créditos estudiantiles con tasas más elevadas. Al final, las personas serán libres de solicitar inversión en su talento y cada inversionista verá si apuesta por uno u otro candidato, el que le inspire más confianza y le permita ser un mentor en su camino al éxito.

Fuente: BBC Mundo

Artículos Relacionados

comments

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion