25 gastos innecesarios que te empobrecen sin darte cuenta

Si eres de las personas a las que se les evapora el dinero como agua entre los dedos, ¡debes leer esto! Seguramente estás haciendo gastos en cosas que realmente no necesitas y que solo están empobreciendo tu bolsillo.

finanzas

Si bien las finanzas personales dependen de los ingresos, son los gastos los que están empobreciendote sin darte cuenta. ¿Por qué? Esto se debe a que cuando se habla de dinero, se suele enfocarse en cuánto se gana, y no en lo que se gasta.

Así que te mostramos los principales gastos innecesarios que una vez eliminados o modificados, cambiarán por siempre tus finanzas personales; pero si se ignoran, seguirán afectando el bolsillo ….¡ y sin darte cuenta!

1. Tener un televisor en cada habitación.

2. Tener las luces encendidas todo el día en lugares que no se les necesita en casa.

3. Visitar cada fin de semana centros comerciales y terminar comprando cosas innecesarias, que no se necesitas, sino por aburrimiento.

4. Transportarse en taxi cuando se puede tomar el autobus, la bicicleta o caminar.

5. Tener un pésimo hábito para la salud como los cigarrillos.

6. Comprar cosas que no se necesita en revistas de catálogo.

7. Comprar artículos solo porque están en ofertas: no se ahorrará el 20%, sino que se está gastando un 80% en cosas que no se necesita.

8. El consumo de alcohol no solo es malo para la salud, es pésimo para las finanzas.

9. Las salidas constantes con amigos a sitios como discotecas y clubes donde venden solo la marca.

10. Enviar a las mascotas a guarderías de lujo, donde brindan “cuidados especiales”

11. Tener multas de tránsito que sumadas al año, afectan seriamente el presupueto familiar.

Te puede interesar: Cómo eliminar los llamados gastos hormiga

restaurantes

12. Comprar almuerzos en el trabajo en vez de llevar comida de la casa.

13. Comprar autos nuevos; pero se debe tener en cuenta que devalúan demasiado. Un carro pierde el 25% de su valor en su primer año. En 3 años pierden el 46% (casi la mitad!) de su valor.

14. No tener un presupuesto mensual. Casi nadie lo hace, y al final del mes, no saben en que se les fue el dinero. Hay que mantener un control de los gastos, todo escrito en avanzado.

15. Acabar con el consumo a crédito donde el problema no es solo los intereses, sino tener cosas que seguramente cuando se dejen de utilizar se tendrá que seguir pagando meses después.

16. Básicamente cualquier tipo de compras quese  hace por impulso y sin planearlas.

17. Comprar productos de marca (sobre todo en alimentos). En vez de esto, se debe optar por marcas menos conocidas pero más económicas y de calidad similar.

18. Comprar aparatos electrónicos que no se van a utilizar con frecuencia.

19. No preocuparse por buscar nuevas formas de ahorrar agua (como por ejemplo, reciclar el agua de la lavadora para usos posteriores como los baños).

20. Ir con frecuencia a restaurantes o sitios públicos de comidas lujosos, costosos y sofisticados.

21. Comprar teléfonos de alta gama a cuotas. Cuando se termina de pagarlos ya no valen ni el 20% de su valor comercial, y ya han salido al mercado mejores equipos con mayores beneficios y a un precio muy bajo.

22. Llevar el auto por garantía de la marca, pero se puede ir a talleres autorizados y hacer el mantenimiento mucho más económico.

23. Cambiar la computadora, teléfono o cualquier aparato electrónico, sólo por antojo, cuando aun esté funcionando.

24. Comprar libros que no se va a leer, que al final se guardan en la biblioteca.

25. “Aprovechar” los descuentos que hay en internet, promociones, “ciberpromociones” o cualquier invento que saque el dinero del bolsillo.

Vía: emprendiendohistorias.com

Lee también: CURSOS GRATUITOS DE DESARROLLO PERSONAL

Artículos Relacionados