¿Cuándo debes usar la tarjeta de crédito?

tarjeta de crédito

La tarjeta de crédito es una herramienta útil para evitar cargar dinero en efectivo. Además trae una serie de beneficios adicionales como puntos para comprar electrodomésticos o millas para canjear pasajes de avión.

Pero, ¿cómo usarla correctamente? Aquí te explicamos cuándo debes optar por el préstamo revolvente y cuándo “mandarlo a cuotas”.

1. Crédito revolvente

Cuando un banco aprueba una tarjeta está otorgando una línea de crédito revolvente. Esto quiere decir que están asegurando que se va a poder disponer, por ejemplo, de S/ 3,000 todos los meses una vez que se haya hecho el pago de la deuda que se tiene con la entidad. Por lo tanto, es un crédito caro.

Suscríbete a nuestro boletín informativo




Lee también: ¿Te conviene un préstamo o usar tarjeta de crédito para tus compras?

La recomendación principal, es cancelar la deuda del mes antes de la fecha de corte para no pagar intereses adicionales (moratorios). Y hay que ser emuy ordenado. El dinero del plástico no es parte de los ahorros, como en el caso de una tarjeta de débito.

Así que el crédito revolvente es útil para los gastos diarios siempre que se cargue todo para un solo pago. Entonces, ¿cuándo elegir la opción de varias cuotas?

2. Crédito de consumo

Si se quiere darse el gusto y comprar un televisor o una computadora, lo ideal es pactar un crédito de consumo en cuotas. Es decir, cuando se trata de la adquisición de un bien duradero cuyo precio es alto y no se va a poder cancelar “de golpe”.

Así que el préstamo en cuotas es preferible si se va a pagar en partes porque la tasa de interés va a ser menor que si se utiliza la tarjeta de crédito haciendo pagos mínimos o un poco superiores al mínimo.

Vía: Gestion

comments

Autor entrada: Equipo Pymex P