Internos del penal de Castro Castro crean novedoso sistema bancario

Con esfuerzo y capacitación han logrado convertir los ahorros de 77 personas en un fondo de inversión.

banco-comunal

Los internos de “Miguel Castro Castro” de Lima han implementado dentro del centro penitenciario el primer banco comunal que cuenta con un directorio, consejo administrativo y socios.

Se trata del centro “Ahorro y Préstamo Comunitario Hubert Lanssiers“, cuya sede se encuentra fuertemente custodiada por varios efectivos policiales dentro del penal Castro Castro y es administrada por los mismos internos.

Suscríbete a nuestro boletín informativo


Su nombre deriva del nombre del sacerdote de origen belga que laboró en las cárceles más violentas del Perú durante décadas; un hombre de fe logró que los injustamente encarcelados por terrorismo, durante la dictadura fujimorista, fueran liberados y que falleciera hace 10 años a los 76 años de edad.

Según indica Luis Cavero Ciudad, presidente del directorio, “desde el punto de vista del trabajo, uno puede manejar, a invertir su dinero y sobre todo a mejorar la calidad de vida de él y de su familia“.  Cavero era suboficial de la Policía quien dado de baja y sentenciado a cadena perpetua en 1999.

Primer banco comunal

Esta iniciativa ha revolucionado el sistema financiero de los internos del penal Castro Castro. Ellos trabajan tras las rejas pero con mucho esfuerzo y capacitación han logrado convertir los ahorros de 77 personas en un fondo donde invierten, compran acciones, prestan dinero y hasta ganan utilidades.

El sistema del banco comunal es eficiente, por ejemplo, cada uno adquiere una acción por el valor de 50 soles y pueden pedir un préstamos de hasta 5 veces el valor de la acción. Pero, hay un detalle, solo le prestan el dinero si otro socio lo avala.

Para poder ser parte de ‘Ahorro y Préstamo Comunitario Hubert Lanssiers’, Luis Cavero precisa que el interno debe “tener una actividad laboral”. Por lo pronto, la Corporación Andina de Fomento (CAF) se ha quedado impresionado con esta iniciativa por eso está capacitando a los internos para que puedan convertirse en una cooperativa de ahorro y préstamo.

¿Y cómo se ganan el dinero? Muchos de los internos realizan actividades productivas en los talleres de artesanía, carpintería, zapatería y gastronomía, entre otros, como parte de la política de reinserción a la sociedad de estas personas que están privadas de su libertad.

Te puede interesar: 5 consejos de ahorrar dinero para nuevos emprendedores

Precisamente, para la temporada navideña los internos del taller de panadería vienen elaborando su panetón bautizado como “San Miguelito”, cuya producción para esta campaña espera sobrepasar las 8,000 unidades.

También los internos pueden participar en los talleres de carpintería, cerámica y panadería, de lunes a sábado de 09.00 a 16:00 horas. El público interesado en comprar las piezas de cerámica puede llamar al teléfono 387-8228 para hacer sus pedidos.

Lo cierto es que por la calidad de sus productos, los internos han llegado a colocar piezas en países como Ecuador, Chile y Bolivia y hasta reciben pedidos desde el Cusco y participan en exposiciones artísticas donde la comunidad puede apreciar el talento de los internos artesanos.

También en Lurigancho

Otro caso parecido ya viene funcionando desde el 2014 entre los internos del penal de Lurigancho que elaboraron una nueva iniciativa para ahorrar el dinero que reciben gracias a los trabajos que realizan dentro de las cárceles.

Ahorros PHL Lurigancho” es el nombre del único banco que trabaja dentro de un penal, con una oficina principal y personal que atiende a todos sus usuarios. Así que con el lema “Aquí nadie te va a robar”, en su única sucursal trabajan dos sentenciados por robo agravado y una por tráfico ilícito de drogas. Son 78 los internos que confían en este nuevo método de ahorro.

Carlos Chicoma, autor del único centro de ahorro penitenciario, indicó que todos los internos que utilizan los servicios de Ahorros PHL portan con una tarjeta y que todo está computarizado.

Vía: peru21.pe

Lee también: CURSOS GRATUITOS DE DESARROLLO PERSONAL