¿Qué es un fondo de inversión?

Es el producto más usado para canalizar el ahorro entre particulares y empresas. No obstante, no todos los fondos de inversión son iguales y existen múltiples formas para clasificarlos en función de varios parámetros.

Un fondo de inversión es un patrimonio formado con las aportaciones de muchos inversores, que reciben el nombre de “participantes”, y es administrado por una sociedad especializada, denominada “Sociedad Administradora”.

Los fondos pueden ser abiertos o cerrados. Los abiertos permiten el ingreso o retiro de participantes en todo momento. Los cerrados no permiten el ingreso de nuevos participantes desde el momento en que se ha colectado un monto fijado con anterioridad por la administradora y sólo hay posibilidad de salirse bajo ciertas condiciones especiales.

Jugadores

  • Sociedad Administradora: Es una sociedad anónima cuya finalidad exclusiva es la administración y representación del Fondo.
  • Participante: Es el que tiene por lo menos una participación en el Fondo de Inversión. Este participante puede ser una persona natural o jurídica.
  • Certificados de Participación: Es el documento que detalla el aporte del participante en el Fondo de Inversión.

Clases de Fondos

Los Fondos de Inversión pueden ser de carácter: Financiero y no Financiero. Los de carácter financiero, son los que tienen como actividad principal la inversión o administración de activos financieros tales como dinero, valores mobiliarios, pagarés, letras, certificados de depósito y cualesquiera otro valor mercantil.

Los de carácter no financiero son aquellos que operan sobre valores de otra naturaleza, principalmente los Fondos de Inversión Inmobiliaria.

Algunos Fondos de carácter Financiero son: Sociedades de Inversión Mobiliaria, que son aquellas sociedades anónimas de capital fijo o variable que tienen por objeto exclusivo la adquisición, tenencia, administración en general y venta de valores mobiliarios.

Te puede interesar: 5 consejos básicos para invertir en fondos de inversión

Algunos Fondos de carácter no Financiero son: Fondos y Sociedades de Inversión Inmobiliaria, que son instituciones que tienen invertidos los recursos en inmuebles dedicados al arrendamiento. Pueden mantener una parte de los fondos en valores para atender sus necesidades de liquidez.

Funcionamiento de un fondo de inversión

El funcionamiento de un fondo de inversión es muy sencillo. El partícipe pone su dinero en el fondo y adquiere participaciones. La sociedad gestora integra ese dinero en el fondo y lo invierte dónde considera conveniente (acciones, bonos, divisas…).

El patrimonio del fondo de inversión es el dinero que lo forma, esté invertido o no en activos financieros. Por otro lado, la cartera de un fondo de inversión, es el conjunto de títulos que este posee.

Cuando el inversor adquiere participaciones mediante las aportaciones que realiza, está comprando una parte del fondo, es decir, está formando una pequeña cartera igual a la del fondo.

Un fondo de inversión en funcionamiento puede aumentar o disminuir su tamaño por dos motivos. En primer lugar, por la entrada o salida de inversores, y en segundo lugar por las variaciones en el valor de mercado de los activos que lo forman.

Vía: Gestiopolis

Lee también: CURSOS GRATUITOS DE DESARROLLO PERSONAL

Artículos Relacionados