SUNAT: Cómo realizar correctamente los reembolsos de una empresa

reembolsos de una empresa

Muchas de las empresas en Perú realizan un reembolso de servicios, este tipo de reembolsos lo asumen como “gastos diversos” y que más adelante será refacturados  por los clientes.

Está es una práctica común en muchas empresas y se puede hacer de manera muy sencilla y rápida. A continuación, te vamos a mostrar, como hacer los reembolsos de una empresa ante la Sunat.

El Impuesto a la Renta

Sobre el Impuesto a la Renta (IR), son gastos reembolsables por SUNAT, al calificarse como una liberalidad y al no ser deducible para la determinación de la renta neta empresarial. A tomar en cuenta, que el fisco hace cuestión del importe del crédito fiscal vinculado a las facturas donde constan los gastos de terceros.

Te puede interesar: Conoce las 7 nuevas operaciones de exportación en Ley de IGV

Impuesto General a las Ventas

Sobre el IGV se encuentran gravados la venta de bienes muebles, la prestación de servicios, así como la utilización de servicios a la cual se aplicará la tasa del IGV del 18%. La ley señala que se entiende por valor de venta del bien, o retribución por servicios a la suma total que obligadamente tiene que pagar el adquirente del servicio, integrada por el valor que se consigna en el comprobante de pago sumando a otros cargos.

Tribunal Fiscal

Y para determinar el efecto del IGV que gravó el importe de los gastos realizados del cliente que luego será reembolsado por el éste a su proveedor, se deben verificar dos requisitos:

  • Que el gasto asumido por el proveedor a cuenta del cliente, y por el cual se emitirá un comprobante de pago de re-facturación constituya una operación gravada con el IGV.
  • Que la factura que respalda el gasto asumido haya sido emitido a nombre del proveedor y no a nombre del cliente.

Entonces, si se comprueba esos dos supuestos, corresponderá al proveedor emitir una factura al cliente re-facturando el pago realizado por cuenta del cliente (gasto reembolsable).

Cabe anotar que la refacturación no es una operación gravada con el IGV, ya que es un medio técnico que, no solamente permite recuperar el importe pagado por el gasto asumido por cuenta del cliente mediante el reembolso del dinero, sino que es un medio idóneo para trasladar el IGV (crédito fiscal) que gravó la operación del reembolso hacia el cliente.

Vía: Gestión
Foto: contadoresyempresas.com.pe

Lee también: CURSOS DE DESARROLLO PERSONAL

Artículos Relacionados