Tips de finanzas básicas para freelancers

finanzas-personales

No hay sueldos a fin de mes. No hay CTS. Y mucho menos aportes a EsSalud, ONP o AFP. La vida financiera de un freelancer es particular. Los pagos no siempre llegan a tiempo. Pero, las necesidades siempre están ahí.

Si eres freelancer, y piensas seguir con los mismos hábitos financieros que tenías cuando eras empleado, no te irá bien, te lo aseguro. Aquí te brindamos algunos consejos financieros básicos para conducirte como freelancer:

  1. Haz un registro de ingresos y egresos

Hay algo que no entienden los freelancers. Al asumir un trabajo como independiente, se están comprometiendo a realizar labores para los cual no necesariamente están capacitados. Una de esas tareas es la de contabilidad. Este registro no solo es importante por una cuestión de orden como profesional, sino también para calcular cuáles son los ingresos en épocas buenas como en las malas. De esa forma, establecerás un promedio anual de lo que ganas, y no vivirás bajo el “día a día”.

Suscríbete a nuestro boletín informativo




Lee también: Te sorprenderá leer esto si quieres ser freelancer

  1. Establece un sistema de cobros

En este punto, hay de todo un poco. Hay freelancers que optan por cobrar luego del trabajo realizado. No es lo más recomendable, pues no es seguro que el cliente terminé reclamando dicho trabajo al final del periodo establecido. Hay otros freelancers que cobran cuando el cliente, a su vez, ha cobrado por el servicio o por el producto que se le ha entregado. Puede funcionar bien en unos casos y en otros, no.

Hay un tercer grupo de freelancers que opta por cobrar el 50% del precio final al comienzo del proyecto, y el restante 50% al final del proyecto, luce como una buena alternativa, aunque el freelancer está a la merced de las correcciones de última hora del cliente. Y hay una cuarta fórmula, en la que el freelancer divide en periodos de tiempo de una semana el proyecto encomendado, y va cobrando tras cada avance semanal. En conclusión, no hay un sistema ideal, es algo que como freelancer deberás elegir como lo más adecuado para ti.

  1. Calcula tus gastos fijos

Éste es otro aspecto que olvidan los freelancers. Por más que trabajes en casa, hay costos fijos que asumes. Toma nota: electricidad, agua, Internet, cable, y alquiler de local, si es que lo haces así. Y hay fechas límite para pagar. Obviar ese detalle puede acarrear pagos por mora que un freelancer cualquiera no pueda asumir. Hay que tener una hoja con los montos y las fechas de pago exactas para evitar caer en dichas moras. Recuerda que ahora el contador de esa empresa llamada “YO” eres tú.

  1. Visualiza tus ingresos futuros

Las finanzas no se quedan en el presente. La principal ventaja de conocer de finanzas es que uno puede proyectarse a futuro. Si tienes ya establecido tus ingresos mensuales y/o anuales como freelancer, entonces puedes destinar parte de tus ganancias a inversiones para futuras adquisiciones o estudios. Como en cualquier negocio, no se trata de quedarse en el mismo punto por siempre, el objetivo es seguir avanzando.

Vía: blogylana.com / workana.com
Foto: domesticatueconomia.es

comments

Autor entrada: Equipo Pymex LM