5 tácticas para atraer más poder a tu vida

No lo niegues, quieres más poder. Sé que socialmente no está bien visto que las personas deseen ser más poderosas, sin embargo, es algo que la mayoría de nosotros ansía con frenesí. Sin embargo, el poder es algo que no podemos controlar. Lo extraño es que no guarda relación directa con la simpatía o el dinero necesariamente. Atraer poder requiere de una mezcla de pasos diversos, que a primera vista tal vez no te resulten del todo halagüeños.

  1. Construir un mapa del poder

¿Has visto los termostatos de las cocinas? Pues, dibuja lo mismo en un pequeño papel. Clasifica del 0 al 100, las situaciones o acciones que te hacen sentir más poderoso. No importa que sean razones en extremo ridículas. Todo cuenta. Somos así, es nuestra naturaleza humana. Por ejemplo, hay gerentes que sienten que pierden poder cuando no cuentan con una secretaria para que les ayude en las tareas rutinarias.

  1. Mostrar tus destrezas

No hay quién estime tu poder, sino te observa como un paradigma a seguir. Por supuesto, que no somos buenos en todo. Pero, sí en un aspecto determinado. Así que muestra esa destreza particular a tus amigos o compañeros, dependiendo del entorno donde quieras mostrar tu poder. Un líder poderoso es reconocido por estar por encima de la manada, si te muestras como uno más nadie reconocerá tu poder.

  1. Reforzar tus conexiones sociales

Sin embargo, no todo se resume a tus capacidades y habilidades. Un hombre poderoso tiende a relacionarse con personas tan o más poderosa que ellos. Es por ello que el gerente de tu empresa solo se reúne con otros gerentes de la compañía o con empresarios o jefes de otras organizaciones. ¿Por qué lo hace así? Porque sabe que esas relaciones pueden generarle más poder en el futuro. Quien no tiene poder, no es capaz de delegar o de entregar parte de su poder.

Suscríbete a nuestro boletín informativo




  1. Ser un maestro de los halagos

Éste es el punto más controversial de esta lista. Sí, tienes que ser un maestro de los halagos para obtener más poder. La razón es sencilla. A la gente le gusta estar rodeada de personas que los hagan sentir bien, no de individuos que todo el día paren criticándolos. Así que, una que otra gentileza no está nunca demás. Es la estrategia natural de todo poderoso.

  1. Sacar lo mejor de los demás

Específicamente de quienes parecen menos aptos. No te sorprendas que tu jefe esté siempre acompañado de ese compañero al que todos tildaban de incompetente. Lo que sucede es que para construir poder, tienes que generar poder en los demás. Averigua sobre la vida de tus amigos o compañeros. Quizás haya uno de ellos que esté siendo subestimado. Tómalo como tu compañero y ayúdalo a sacar lo mejor de sí. Una vez que se convierta en otra persona habrás obtenido un gran aliado, que mostrará tu gran poder de influencia ante los demás.

¿Tácticas maquiavélicas? Para nada. Cuestiones de sentido común, nada más.

Vía: inc.com

Foto: wikihow.com

comments

Autor entrada: Equipo Pymex LM

Deja un comentario