13 errores que pueden destruir tu startup

Apostar por la innovación en una empresa es más que declarar intenciones futuras, pues la innovación exige al empresario y la organización modificar ciertos hábitos, conductas y reglas que siempre se dieron por inmutables.

El emprendimiento es un camino admirable para tener éxito en la vida, pero está lleno de riesgos, pues, toda empresa, está sujeta a sufrir problemas en el camino.

Por eso que es importante que los socios de la startup sepan hacerles frente y definir sus prioridades para lograr el éxito. Así que te presentamos algunos cosas que se debe tener en cuenta para no cometer errores en la creación y formación de la empresa.

1. Único fundador

Lo mejor es trabajar en equipo. Los inversionistas suelen apostar por proyectos con dos o más fundadores.

2. Mala ubicación

Lo único que no podrá cambiar de la startup es su dirección. Por eso se necesita contar con una base bien ubicada que  supone una gran ventaja como carta de presentación de la empresa.

3. Nicho marginal

Las startups no deben temer a la competencia. Por eso si se seleccionan nichos marginales solo  restará protagonismo al emprendimiento.

4. Idea poco original.

Nadie va a crear el ‘nuevo Facebook’. Si alguna vez Facebook llega a ser reemplazado, será por una idea muy diferente a su concepto original.

Te puede interesar: 4 lecciones japonesas para tener éxito en los negocios

5. Obstinación

Una startup no se queda quieta. La clave está en saber adaptarse y escuchar a los usuarios.

6. Demorar en el lanzamiento

La crisis existencial prelanzamiento de toda startup es terrible, pero debe ser enfrentada de inmediato. La única manera de saber si va a funcionar o no es lanzándola al público.

7. Contratar malos programadores

Los programadores son parte importante de la columna vertebral de las empresas. Elegir cuidadosamente a los mejores profesionales puede ser la diferencia entre su éxito o fracaso.

8. Elegir la plataforma equivocada

Todo negocio debe ser escalable. Selecccionar una plataforma inadecuada para desarrollar la propuesta puede ralentizar su nivel de crecimiento.

9. Apresurar el lanzamiento

La otra cara de la moneda es igual de dañina. Si se apresura mucho en lanzar el emprendimiento antes de tener todo listo puede irse de bruces contra el suelo.

10. No identificar un usuario específico

Alguien en el mundo, definitivamente, estará interesado en el producto o servicio, por eso es clave identificar quién es antes de comenzar a vender la propuesta.

11. Levantar poco capital

Si se cuenta con poco dinero, no se va a poder invertir lo suficiente para potenciar al máximo el crecimiento de la empresa.

12. Gastar mucho dinero

Por otro lado, quedarse sin dinero es igual de mortal para la empresa. Es sencillo, solo gastar lo que sabe que se puede recuperar.

13. Mala gestión de inversionistas

Si alguna vez se tiene que elegir entre mantener felices a sus inversionistas o sus usuarios, siempre se debe elegir a los últimos Al final, un usuario contento le generará dinero al inversionista.

Vía: gestion.pe

Lee también: CURSOS GRATUITOS DE DESARROLLO PERSONAL

Artículos Relacionados