¿Estás preparado para fundar tu propia empresa?

emprender

Establecer un proyecto por cuenta propia conlleva riesgos y obstáculos, desde los procesos administrativos hasta la financiación de cada recurso del proyecto, añadiendo la falta de preparación e innovación que muchos emprendedores llevan a cuestas. Sin embargo estos factores muchas veces no son analizados y nos olvidamos de preguntarnos ¿Realmente estamos preparados para fundar una propia empresa?

  • El éxito de una empresa se debe en gran parte al motor humano que la saca adelante, no hay que olvidar que la esencia de un proyecto y los grandes impulsadores son las personas que la conforman.
  • Ponerse a pensar en lo que tendrán que enfrentar, cuando el negocio está en marcha hay que sobrellevar ciertas situaciones como relacionarse con los trabajadores y clientes, atender reclamos, entre otros.
  • Preparado para ser líder, como jefe del proyecto hay que estar alerta de los posibles éxitos y fracasos, saber exigir generando la confianza necesaria y estar preparado para solucionar problemas o crear ideas interesantes.
  • Ajustar el bolsillo si las cosas no salen como se espera, la propia empresa no es una fuente de ingresos para el empresario y no está para priorizar sus necesidades personales, si las cosas no salen bien el líder también tiene que destacar el ahorro y cambiar ciertos hábitos.
  • Mucha resistencia emocional, puede que las ganancias no sean las esperadas o la idea al principio no cubra las expectativas, por eso un futuro empresario necesita capacidad de innovación y resistencia emocional para no agobiarse al primer problema.
  • Dispuesto a asumir riesgos y reinventarse constantemente, si un emprendedor solo busca tranquilidad tiene que olvidarse de montar una propia empresa, cuando se asume la responsabilidad de un proyecto propio hay que trabajar y capacitarse constantemente para mantenerse vigente en el mercado.
  • No basta una idea se necesita de un modelo de negocio, no hay que conformarse solo con la idea ya que muchas veces puede verse superada por nuevos avances, hay que capacitarse, renovar y diseñar un modelo de negocio rentable.
  • Tener claro hasta donde debes llegar, este factor se decide al comienzo y marca el punto de no retorno del proyecto, remarcando que las cosas pueden ir mal y que no está mal dejarlo claro desde el principio del trabajo.
  • Conocer las salidas financieras en cuanto a posibles fracasos, en la creación de tu propia empresa en la mayoría de los casos se recurre a los bienes personal y familiares, por eso es importante analizar la idea y ver que en el peor de los casos necesitarás de una salida financiera opcional. Hay que ser realista ¿Cuál es el límite de endeudamiento?

Vía: En Pymes y Autónomos y Emprendedores.es
Foto: Docsity

 

Suscríbete a nuestro boletín informativo


Artículos Relacionados

comments