Cómo dar un discurso motivador y memorable

discurso

En tu vida como emprendedor, una vez que empieces a cosechar éxitos, serás requerido por instituciones, universidades y otras empresas para que cuentes tu experiencia y, en ocasiones, prepares un discurso. No aburrir a tu audiencia no siempre es fácil, pero con un poco de preparación y práctica tu discurso no pasará desapercibido. Sigue estos consejos que hemos preparado para ti.

Concentra tu discurso en un tema específico

Cuántas veces has escuchado a la gente que oye un discurso decir: “¿De qué está hablando?”. Si divagas, solo le estarás haciendo perder el tiempo a la gente que te escucha. Antes debes prepararte y saber en qué se va a centrar tu discurso. Tampoco deben ser muchos puntos, tener demasiados mensajes es igual de malo que no tener ninguno.

Estructura tu discurso

Una buena historia tiene que tener un comienzo, un nudo y un desenlace. Verás que la audiencia reacciona mejor si al comienzo de tu discurso les dices qué intentas comunicarles y si les vas dando señales en el camino. Incluso puedes decirles cómo has organizado tu discurso y cuáles son los puntos principales. Trata de que cada sección dure la misma cantidad de tiempo. Usa señales para que sepan en qué parte del discurso estás (“Ese fue el primer punto, el segundo punto sobre el cual voy a hablar…”).

Suscríbete a nuestro boletín informativo




Conéctate con tu audiencia

Debemos entender el discurso no como un monólogo, sino como una diálogo. Imagínate que los conoces de hace tiempo y que les seguirás hablando luego del discurso. Para ello necesitas confiar en tu mensaje y saber cómo es tu público. Regula el todo de tu discurso y haz que ellos no se sientan incómodos con lo que dices.

Embellece tu discurso

Cuando redactas tu discurso, debes ser consciente de que algunas cosas parecen divertidas o inteligentes cuando las escribes pero no cuando las transmiten oralmente. Por eso, embellece tu discurso dándole más musicalidad, con juegos de palabras y frases célebres. Tu borrador final debe parecerse más a un poema que a una página de cualquier libro de estudio.

Cuenta una historia

Las personas reaccionan de una mejor manera cuando les cuentas una historia. Puedes encontrar muchos ejemplos como los que cuenta el orador Miguel Ángel Cornejo. De esta manera, lograrás penetrar mejor en la sensibilidad de tu audiencia y captar mejor su interés.

Actualiza tu discurso

Quienes se dedican a dar discursos generalmente vuelvan a usar el mismo material. Es no está mal siempre y cuando revises y actualices las cifras y otras aspectos de tu discurso. En esas revisiones encontrarás mejores formas para aprender tu discurso y cómo hacerlo más actritivo.

Mide tu tiempo

Si te dicen que tendrás 30 minutos para hablar, prepara un discurso que dure 20 minutos. Es común que se presenten inconvenientes y reajustes en los horarios. Es mejor extender un discurso con ser pausado, dar más ejemplos y permitir que el público participe antes que intentar recortarlo de improviso.

Vía: Inc.com

comments

Autor entrada:

Deja un comentario