Conoce los rasgos del síndrome de la felicidad aplazada

felicidad aplazada

felicidad-aplazada

¿Tienes miedo de dejar tu puesto laborar que consideras seguro? ¿Prefieres usar tu tiempo en el trabajo en vez de divertirte? ¿Es mejor ahorrar para la vejez antes que gastarlo ahora dándote un gusto? Estos son algunos de los rasgos con los que puedes identificar a las personas que sufren el Síndrome de la Felicidad Aplazada.

Ellos se caracterizan por sacrificar su bienestar presente por un futuro que consideran mejor.

Suelen pasar su jornada laboral a la espera que termine el día o que llegue el fin de semana, para poder disfrutar un poco más de su tiempo de ocio. Estos profesionales no son felices con las tareas que realizan en el trabajo, por eso lo toman como un sacrificio. Pero tienen miedo de la inestabilidad que significaría realizar algún cambio.

También caen en el hábito de posponer decisiones importantes para otro momento. La persona arrastra temas pendientes como si en el fondo pensara que todos esos asuntos se van a solucionar por arte de magia con el pasar del tiempo.

El que no arriesga, no gana

Esto se traslada también al mundo de la empresa. ¡No puedo lanzarme a inversiones que pongan en riesgo lo que actualmente estoy logrando! ¡No puedo dejar de conseguir los objetivos ni improvisar! Mientras tanto, estoy perdiendo mi calidad de vida por el camino y mi competitividad si soy empresa.

Vive tu tiempo

La consecuencia más grave es el de tener una visión equivocada de la vida, pues se adelanta a los acontecimientos y desperdicia su presente. Del mismo modo, se renuncia a la felicidad y al tiempo que es imposible de recuperar.

Lamentablemente, estas personas solo pueden despertar del estado en que se encuentran cuando se les presenta una situación límite como problemas de salud o una crisis laboral, lo que les empuja a buscar otras alternativas.

¿Crees que puedes sufrir de este mal?

Vía: elpais.com

Artículos Relacionados

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.