Conozca sobre el Bioliderazgo

La aplicación de esta nueva perspectiva puede producir múltiples beneficios, tanto a nivel de la satisfacción individual como de los resultados globales de los grupos y, por ende, impactar positivamente en las empresas (en el caso comercial) y la vida en las sociedades (en el caso de la política).

Una de las habilidades más características de un bíolider es su capacidad de autogenerar las condiciones emocionales adecuadas, dentro de sí mismo, para lograr un desempeño óptimo. Es lo que algunos llaman automotivación o actitud, es decir, la capacidad de mantener tu mundo anímico en una zona positiva que te facilite la obtención de tus objetivos.

Además, si enfocas tu atención sobre estímulos que te acercan a tus metas, mediante la concentración exclusiva, aseguras que ningún otro estímulo interfiera con tus propósitos.

Esta atención influye directamente en parte sustancial de tus capacidades, hecho que explica por qué los conductores que hablan por celular multiplican por cuatro el riesgo de sufrir un accidente.

Afortunadamente, perspectivas como el Bioliderazgo ya están haciéndose presentes en las voces de muchos y prometen extenderse también a las empresas.

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion