De vendedor de pescado a millonario: la historia del creador de las tiendas de “todo a un dólar”

Este japonés comenzó su carrera empresarial arruinando una pescadería, pero terminó con un patrimonio de US$ 1,900 millones. 

Vendiendo artículos baratos de todo tipo y comprando gangas en gran volumen fue la clave del éxito de Hirotake Yano, el fundador de la mayor cadena japonesa de tiendas de descuento en su país.

En efecto; Yano, hoy de 75 años, fundador y presidente de Daiso Sangyo Corp., el autodenominado “paraíso de las compras en Japón”, fue uno de los primeros comerciantes en adoptar el modelo de un precio único y utilizó esa estrategia para construir una fortuna que, según Bloomberg, se estima en US$1.900 millones.

Sus inicios

Yano se graduó de la Facultad de Ciencia e Ingeniería de la Universidad de Chuo. Trabajó en la pescadería de su suegro, hasta que bajo su administración, esa empresa quebró.

Suscríbete a nuestro boletín informativo


Así que en 1972, comenzó vendiendo artículos desde la parte trasera de un camión y se le ocurrió la idea de cobrar 100 yenes ( US$ o.90) por cada uno para ahorrar el tiempo que tomaba adherir las etiquetas. Finalmente fundó Daiso, que significa “crear algo grande”, que se convirtió en una franquicia de tiendas con una variedad única de artículos.

Con el modelo de tiendas de todo por 100 yenes resultó un éxito y otras empresas en su país lo replicaron. La sociedad japonesa lo adoptó muy bien, debido a que se ajusta a su ritmo de vida. En estos negocios se puede encontrar desde un paraguas, hasta una camisa de vestir o un tazón de ramen.

Además, son productos de buena calidad a un precio bastante accesible. De acuerdo con un reporte de UBS Group, los ingresos anuales del 2016 de Daiso alcanzaron los 5,400 millones de dólares.

De todo como en botica

Daiso vende cerda de 100,000 productos diferentes, de los cuales, el 40% son importados, mayormente de China. Así que vende cerca de 70.000 artículos para el hogar, una colección extravagante que incluye rodillos para masajes, cabezas de maniquí, dinero falso, ropa para mascotas, pestañas falsas y bolsas para almacenar cómics.

La empresa cuenta con 3,660 tiendas (2,800 en Japón) en 25 países del mundo, por ejemplo, Corea del Sur, Tailandia, Emiratos Árabes Unidos, Australia, Estados Unidos y México (Waldo’s Dollar Mart).

Con el paso del tiempo, incorporaron productos con un mayor rango de precio, desde 200 ( S/ 5.25) hasta 500 yenes (S/ 14.20).

Te puede interesar: De vendedor de cuchillos a millonario

“Su sentido de la oportunidad fue perfecto”, dijo Pascal Martin, socio de OC&C Strategy Consultants, en un correo electrónico. “Abrir la primera tienda de todo a 100 yenes en 1991, un par de años después de la explosión de la ’burbuja’ económica japonesa, que fue el comienzo de un cambio profundo en la cultura de consumo de Japón”.

Lo cierto es que el estancamiento de los salarios y la especulación económica llevaron a un cambio fundamental entre los consumidores japoneses en las últimas décadas, estimulándolos a buscar mayor valor por su dinero. Eso ha demostrado ser una bendición para el sector minorista de descuento del país, que tiene ingresos anuales de unos 600.000 millones de yenes (US$5.400 millones), dijo UBS Group AG en una nota de marzo de 2016 a los clientes.

Negocio millonario

Daiso, la mayor empresa del grupo, opera más de 3.150 tiendas en el país y 1.800 en el extranjero. Los ingresos del minorista con sede en Hiroshima totalizaron 420.000 millones de yenes en el año terminado en marzo de 2017, frente a 81.800 millones de yenes en 1999.

Yano atribuye su éxito a una forma astuta de comprar los productos, lo que permite a Daiso ofrecer artículos de alta calidad junto a ítems extravagantes que se ponen de moda, a 100 yenes –el equivalente de US$1– todos y cada uno de ellos.

Sus compradores internos negocian directamente con los fabricantes para ordenar grandes cantidades a precios bajos, una estrategia similar a la utilizada por Wal-Mart Stores, con sede en Bentonville, Arkansas, el mayor minorista del mundo.

Fuente: elcomercio.pe

Lee también: CURSOS GRATUITOS DE DESARROLLO PERSONAL

comments