Este es el secreto del éxito de Amazon

Como la propia empresa recoge en sus principios, Amazon está obsesionado por el cliente sumado a otro factor detonante de su éxito. Aquí te lo explicamos.

Uno de los mantras que ha repetido siempre Jeff Bezos define bien su filosofía comercial y pensamiento es la de “obsesionarse por el cliente y no por los consumidores” por lo que siempre Amazon busca precios competitivos, cómo innovar y hacer más sencilla la compra.

Así que antes de considerar aspectos financieros, en esta empresa sus empleados se tienen que preguntarse  qué se puede hacer mejor de cara al cliente. Y es frecuente reconocer que Amazon ha llegado a convertirse en una líder de la venta online por su selección de productos y referencias.

Centro logístico de primera línea

La empresa comenzó vendiendo libros y algunos dispositivos tecnológicos y poco a poco fue aumentando su repertorio de una manera extrema. Con el paso de los años Amazon introdujo un supermercado e incluso alimentos frescos, en claro reflejo de que no había nadie que les detuviera.

Pero si se analiza el recorrido de Amazon y se comprueba paso a paso todas sus etapas clave, se puede ir viendo que el catálogo no ha sido el factor detonante de su éxito, sino la logística.

En efecto, Amazon ha llegado tan lejos porque tiene un departamento de logística simplemente espectacular, preparado y listo para rendir al 100% y para sacarse de la manga nuevas técnicas que aumenten la productividad. Es algo en lo que sus rivales ya se han fijado.

De tal forma que Amazon cuenta en la capital con un centro logístico que haría temblar a muchos de los grandes del comercio tradicional. Ocupa una superficie de 32 mil metros cuadrados y dispone de un catálogo de productos in situ que está formado por ocho millones de referencias. El objetivo es poder cubrir la mayor parte de los pedidos de inmediato, sin que haya que solicitar stock al distribuidor o fabricante.

Este centro lleva funcionando desde 2012 y se ha transformado en la piedra angular de la empresa por encima de sus muchos otros departamentos, que prácticamente se limitan a seguir sus pasos con la mayor efectividad posible.

Esto se combina con otros centros de logística en otros países con los que existe una conexión de manera que se puedan apoyar dependiendo de qué almacén tenga ciertos productos en stock. Algo que no suele ser siempre necesario, dado que Amazon aumenta a diario sus catálogos con más de 60 mil productos disponibles a disposición de los clientes.

Te puede interesar: 4 lecciones que aprender de Amazon para ser exitoso

Nuevos procesos innovadores

Y como señala François Nuyts, country manager de Amazon en España, ese modelo de trabajo es también la que ha conducido continuamente a la empresa a crecer y crecer para ganar cuota de mercado, sacrificando en muchas ocasiones la rentabilidad en favor de una visión a largo plazo que se ha apoyado en un principio innegociable: la experiencia de compra.

El resultado de ese enfoque han sido algunas innovaciones que ahora parecen habituales, pero que nacieron en Amazon y ayudaron a desarrollar el e-commerce tal y como lo conocemos: la evaluación de productos por los compradores, las listas de deseos, la compra en un clic, la facilidad para hacer devoluciones, etc.

Y además de la innovadora mejora que proporciona Amazon, la empresa apuesta por ir más lejos en cuanto a las demandas de sus clientes. Esto se puede comprobar con la introducción del servicio de logística exprés, con el cual prometen a los clientes que recibirán las compras que realicen dentro del mismo día en el que las hayan hecho.

Es algo que ya han puesto en práctica otros negocios online y que está siendo muy bien recibido. Y para hacer la entrega de estos productos Amazon dispone de una flota propia de repartidores que utilizan scooters con la intención de moverse rápidamente por la ciudad y que así los clientes puedan disfrutar de su compra de inmediato.

Vía: blog.cooltra.com

Lee también: CURSOS GRATUITOS DE DESARROLLO PERSONAL

Artículos Relacionados