Las claves de un millonario

El popular texto Padre rico, Padre pobre, de Robert Kiyosaki a, se convirtió en el gran éxito de su autor, y en todo un betseller de autoayuda para emprendedores que buscan convertirse en millonarios.

Se dice que éste no es un libro que presente un plan específico ni una guía detallada de cómo proceder por la salud financiera. En su lugar, describe las decisiones personales y financieras que una persona toma a lo largo de su vida.

La gracia de este texto es que predica sobre la libertad financiera personal y el uso adecuado del dinero, basándose en la enseñanza que el autor dice haber recibido de su padre rico. Por lo que se plantea como una forma de convertirse en millonario, entendiendo cómo operan. Así que si deseas llegar a ser millonario, una forma conseguirlo podría ser entendiendo su conducta y aprender a invertir como ellos.

Los ricos generalmente se ubican en uno de estos tres grupos de inversionistas:

1. Sofisticados. Aquellos que conocen a fondo sobre impuestos, leyes corporativas y de seguridad, y utilizan este conocimiento para maximizar sus ganancias a la vez que minimizan los riesgos.

2. Internos. Además de los conocimientos de los sofisticados, saben y entienden cómo crear y construir activos, construyendo y administrando sus propios negocios exitosos.

3. Finales. Aquellos inversionistas internos que crean un negocio tan exitoso, que logran vender una porción del mismo al público.

En base a esto, tres son también las aristas en que invierten los ricos:

1. Educación. Se concentran en desarrollar las habilidades y la mentalidad necesarias para ser inversionistas sofisticados.

2. Experiencia. Aprenden a construir negocios sólidos, capaces de funcionar sin su participación directa.

3. Generar dinero en exceso. Tienen múltiples fuentes de ingresos, que cubren sus gastos y le dejan un remanente que utilizan para invertir.

Vía: SoyEntrepeneur.com

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion