¿Qué tipo de emprendedor eres?

emprendedores

emprendedores

Cuando escuchaba que denominaban a alguien como “emprendedor” venían a mi mente muchos adjetivos como independiente, enérgico, trabajador, apasionado, etc.,  pero no pensaba en que existirían distintos tipos de emprendedores.

El otro día leyendo un artículo en la interesante página Entrepreneur.com, el autor, Martin Zwilling, asesor de emprendedores, mencionaba cuatro arquetipos:

1.    El constructor. No es necesariamente alguien que se dedica al negocio de la construcción o inmobiliaria. Es un emprendedor visionario que siempre logra estar dos o tres pasos delante de su competencia. Es un gran analista y sabe hacia donde se mueven las tendencias en su sector. Es calificado como una persona muy enfocada, fría, implacable y calculadora. Según algunos conocedores, el magnate estadounidense, Donald Trump, ejemplifica bien a este tipo de emprendedor.

2.    El oportunista.  Todo emprendedor tiene algo de este. Es como si una parte interna de cada uno quisiera estar en el momento y lugar adecuado para agarrar la oportunidad de negocio y hacer mucho dinero. Si alguna vez alguien te planteó un negocio y tus ojos solo vieron símbolos de soles o dólares que se multiplicaban, pues ese era tu emprendedor oportunista.

3.    El especialista. Es aquel que aprendió tal vez dentro del negocio familiar, creció con él y se quedó en el mismo sector empresarial toda la vida. Su enfoque se da en solo una industria y es allí  donde desarrolla todas sus habilidades e ideas. Obtiene muy buenas experiencias y se especializa de tal manera que muchos llegan a ser referentes para otros jóvenes emprendedores.

4.    El innovador. Usualmente a este tipo de emprendedor lo encontrarás en un laboratorio continuo de ideas, creando recetas, conceptos, sistemas, procesos, productos o servicios que podrán desarrollarse en uno o más negocios. Como su nombre lo dice, es innovador , tiene gran imaginación y sus grandes inventos pueden no siempre ir a la par con la realidad del negocio en cuestión.

Es necesario descubrir qué tipo de emprendedor somos para analizar cuáles son nuestras fuerzas y cómo potenciarlas; así como identificar nuestras debilidades y tomar acción para revertirlas con el fin de construir un plan de negocios sólido que vaya acorde a nuestras cualidades y pasión. Esto es solo el comienzo de nuestro camino al emprendimiento que anhelamos.

¿Ya sabes cuál de estos tipos de emprendedor eres?

Vía: Entrepreneur.com

Artículos Relacionados

comments

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion