Reflexiones para tener un nuevo liderazgo

El liderazgo en el mundo de hoy, debe tener como fundamento la ética, el humanismo, la equidad, la paz y la justicia, entonces nos encontramos en el mismo camino, donde entendemos al liderazgo como un conjunto de principios, conocimientos y habilidades empleadas para dirigir grupos humanos que buscan la consecución de metas comunes.

Además constituye un arte para servir a hombres y mujeres que persiguen un objetivo determinado, tanto individual como grupal. Por consiguiente no olvidemos que toda organización contribuye armónicamente al desarrollo de sus integrantes, al mismo tiempo que se plantea el crecimiento social.

Por ello, quienes estamos en condiciones de ejercerlo, lo convertimos en una herramienta para incidir positivamente en el ánimo y en la actitud de las personas. No empleamos nuestras habilidades para causar daño, ni mucho menos para considerarnos superdotados o superiores a los demás. Entendemos que somos simplemente orientadores, facilitadores, con enormes responsabilidades.

En concordancia con esta apreciación del liderazgo, opinaríamos que el líder es un estratega que con sabiduría, valentía, carisma y prudencia, dirige a grupos humanos a la conquista de las metas, produciendo con su accionar, cambios trascendentales a favor de todos.

Ser líder significa estar dotado de un conjunto de habilidades para orientar, coordinar, participar y desarrollar a las personas, organizaciones o instituciones. Es cumplir con las mejores acciones para alcanzar el objetivo deseado. No se trata de un individuo superdotado, sino sencillamente de un ser humano con habilidades y destrezas diferentes.

El líder no es un ser de otro mundo, es una persona normal, hombre o mujer, con sus cualidades y defectos, con aciertos y errores, pero que siempre busca el bien común sobre los intereses personales, por lo que en la esencia misma del liderazgo están los valores positivos, orientados hacia el bien, conformados por las normas y principios de comportamiento aceptados por el medio y que forman parte de la cultura. Así avanzamos hacia el nuevo liderazgo.

Fuente: Gestiopolis

Artículos Relacionados

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion