Steve Jobs practicaba este hábito para tener ideas creativas

No sabemos si la creatividad es algo con lo que nacemos o algo que se aprende, pero lo que sí sabemos es que, como todo en la vida, tenemos que trabajarla para que no desaparezca. Asó lo hizo el fundador de Apple.

 

No cabe duda que Steve Jobs fue uno de los emprendedores más visionarios de todos los tiempos. Genio de la tecnología y los negocios, fundó junto con Steve Wozniak una de las empresas más exitosas y las más admirada del mundo: Apple.

Sin embargo, a seis años de su muerte, muchos de los amigos y empleados de Steve Jobs que visitaron su casa en Palo Alto, California, o yendo a las oficinas de Apple, recuerdan aún ciertos hábitos que ayudaron a forjar la personalidad de una de las más destacadas figuras de la historia.

Suscríbete a nuestro boletín informativo


Uno de estos hábitos que ayudó a Jobs a despejar su mente y desarrollar nuevas ideas fue la de tener conversaciones con su interlocutor en largos paseos. Por ejemplo, Brent Schlender, periodista que cubrió a Steve Jobs durante veinticinco años para Fortune y The Wall Street Journal, recuerda que Jobs lo invitaba a su casa “para dar un paseo” cuando quería hablar sobre un tema.

Igualmente, Jobs y el jefe de diseño, Jony Ive, fueron vistos a menudo tomando los “paseos regulares de lluvia de ideas” alrededor del campus de Apple. También los empleados dijeron a Schlender que Jobs “siempre fue grande en ir a caminar con la gente”.

Lo cierto es que Jobs caminaba de una forma muy divertida, con su propio estilo. Algunas personas han achacado esta forma de caminar a una enfermedad, pero en realidad era algo premeditado. Y es que era una persona creativa, única y le encantaba destacar, el caminar de una forma tan característica era una clara muestra de su rebeldía.

Y para la práctica de este hábito, Steve Jobs usaba todos los días pantalones vaqueros, concretamente unos vaqueros de la marca Levi’s. De hecho, tenía más de 100 pantalones Levi’s en su armario.

Hábito productivo

Precisamente, una reciente investigación de la neurociencia demuestra que Steve Jobs hacía algo que lo ayudó a fundar ciertamente una empresa tecnológica innovadora :  caminar realmente hace chispa en nuestra creatividad.

En The Net and the Butterfly: The Art and Practice of Breakthrough Thinking, los autores Olivia Fox Cabana y Judah Pollack citan los estudios actuales que muestran que las ideas revolucionarias ocurren cuando el cerebro cambia del modo “red ejecutiva” a “red predeterminada”.

Mientras que la parte ejecutiva de nuestro cerebro está centrada en tareas y objetivos, la red por defecto – el “salón del genio” – serpentea y saca las tormentas de ideas. Los dos trabajan juntos. La red ejecutiva establece un objetivo o identifica un problema y pasa a realizar otras tareas mientras que la red predeterminada presenta soluciones creativas.

De acuerdo con la investigación, dar un paseo es la mejor manera de activar la cooperación entre los dos modos y desencadenar las ideas más creativas. “Si tuviéramos que elegir una sola actividad estúpida para hacer, sería caminar”, concluyen Cabana y Pollack.

Te puede interesar: La filosofía de Steve Jobs en 7 pasos que te cambiarán la vida

Y según un estudio de la Universidad de  Stanford, caminar aumenta la producción creativa de una persona en un 60 por ciento. Los estudios a varios sujetos que recibieron pruebas de “pensamiento divergente” para medir la creatividad, se les pidió que pensaran en usos alternativos para un objeto en particular y tenían cuatro minutos para llegar a sus respuestas para cada conjunto de objetos. Las respuestas eran “novedosas” si los otros participantes del grupo no habían pensado en la idea.

Los investigadores de Stanford entonces midieron la creatividad de los sujetos mientras caminaban. La mayoría de los participantes eran mucho más creativos cuando caminaban. El movimiento era la clave. “El acto de caminar por sí mismo, y no el medio ambiente, fue el principal factor“, según la investigación de Stanford.

Nuestros antepasados ​​estaban en movimiento

Otros neurocientíficos que estudian la atención dicen que los resultados de los estudios de caminar no son sorprendentes porque nuestros antepasados ​​se mudaban – mucho. Según el biólogo John Medina de la Universidad de Washington, “desde una perspectiva evolutiva, nuestro cerebro se desarrolló mientras trabajaban, caminando hasta doce millas al día. El cerebro todavía anhela esa experiencia”.

Y en un estudio para el American Journal of Human Biology, los investigadores de la Universidad de  Yale dicen que debido a que nuestro cerebro evolucionó mientras caminaba, es bueno para nuestra salud y bueno para nuestras mentes.

A ello se agrega que caminar también es una excelente actividad física que entre otras cosas, mantiene la salud de los huesos, combate el estrés, las enfermedades cardíacas y la diabetes, pero si además se quiere ser más creativo e innovador, lo mejor que se puede hacer es dar un paseo. Steve Jobs lo hizo.

Vía: ectvplaymag.com

Lee también: CURSOS GRATUITOS DE DESARROLLO PERSONAL

Artículos Relacionados

comments