Motivos para contratar empleados que cometen errores

cometer-un-error

El sueño de todo jefe es tener empleados que no se equivoquen. Pues cuan errados están estos jefes en ese vano sueño. ¿Sabes lo qué implica un empleado que nunca se equivoca para tu negocio? Sencillo, tu empresa se estancará por el resto de tus días.

Aquí te vamos a dar 10 razones por las que debes huir de los empleados que cumplen todo lo que tú dices a rajatabla y comenzar a mirar a trabajadores que suelen equivocarse (como la mayoría de nosotros):

  1. Porque significa que trabajan

Esos empleados que usualmente ves ajetreados y que nunca se equivocan en nada de lo que hacen, en realidad pasan su tiempo viendo sus redes sociales o conversando con sus compañeros. El primer signo de un empleado que “suda la camiseta” es que suele cometer errores en el trabajo.

Lee también: Cómo enfrentar a complicados empleados creativos

  1. Porque se atreven a experimentar

¿Te imaginas cuantos errores cometió Thomas Edison para llevar a cabo un experimento? Cientos o miles de fallos. En una tarea rutinaria es improbable que cometamos errores. En cambio, cuando nos atrevemos a experimentar en terrenos desconocidos es cuando solemos equivocarnos.

  1. Porque son capaces de admitir sus errores

Los empleados que cometen errores al tratar de experimentar no tratan de lanzar la piedra y esconder la mano. Siempre brindan razones sobre el porqué de sus errores. Esto quiere decir que son empleados altamente confiables.

  1. Porque así demuestran su compromiso

Un empleado que no comete errores es un individuo que realmente no está comprometido con el desarrollo de tu empresa. Por otra parte, el que suele cometer errores no solo busca su beneficio propio (el ascender, por ejemplo), sino también el de la organización entera.

  1. Porque adquieren responsabilidades

Ellos no necesitan que les fuerces a trabajar. Comienzan a trabajar por propia cuenta, y como es normal, tendrán fallos en el camino. Pero lo importante detrás de su actitud, es que comienzan a adquirir responsabilidades que los puedan transformar a futuro en nuevos líderes.

  1. Porque te ayudará a identificar tus falencias

No solo las tuyas como jefe sino las de toda la organización. ¿Cómo así? El hecho que un empleado se haya atrevido a experimentar y haya fallado en el intento, significa que hay algunas falencias escondidas en tu organización que impiden que nuevas ideas y estrategias se implanten en ella.

  1. Porque están construyendo liderazgo

De cómo logren superar sus yerros estos empleados dependerá su futuro como posibles líderes de tu empresa. Quienes no queden destrozados ante el primer error serán, sin duda, los que merezcan ganarse una promoción inmediata.

  1. Porque revelarán su verdadero carácter

Los errores también te permitirán conocer el valor de las personas más allá de sus funciones laborales. Por ejemplo, un empleado que comete errores y los asume es un empleado que vale su peso en oro. En cambio, otro que trata de esconder a como de lugar esos errores, no vale la pena que siga en la empresa pese a la capacidad y conocimientos que posea.

Te puede interesar: Los 10 errores habituales que cometen los emprendedores novatos

  1. Porque es una muestra de su humildad

Una persona que se atreve a hacer algo bueno y a fallar en el intento, es alguien que demuestra que quiere seguir aprendiendo. El “sabelotodo” de la oficina nunca se atreve a experimentar pues cree que ya todo está hecho y se limita a criticar los intentos, fallidos o no, de sus compañeros.

  1. Porque brindan una oportunidad de aprender a todos

Si del error solo aprendiera el que lo comete, no hablaríamos de la necesidad de que contrates personal que se equivoque. Pero, como cada error conlleva a que la organización entera pueda aprender, entonces, sí creemos conveniente que tengas personas a tu cargo que no sientan temor ante el cambio y los yerros.

Vía: Inc.com
Foto: lynda.com

Artículos Relacionados