10 maneras de obtener el mejor trabajo con creatividad

empresarios

La creatividad es una palabra que está presente no solamente en el ámbito laboral, sino en el hogar, la escuela y hasta en una relación. Pero, ¿de qué manera se puede obtener el mejor trabajo con creatividad?

Ser productivo, ser creativo

Aquí no se trata de trabajar más, sino de hacerlo inteligentemente. En el caso de una empresa donde sus empleados trabajan horas extras, ¿ crees que ellos son más responsables, más dedicados y en general mejores que los demás?

No es necesariamente cierto. Trabajar más no significa que se tenga mejores resultados ni que generen más valor.

Suscríbete a nuestro boletín informativo




Echa un vistazo a ciertas herramientas que nos ayudarán a ser más productivo para lograr crear la mejor obra y obtener los mejores beneficios laborales y personales.

Tomar descansos periódicos : El cansancio desgasta la productividad por lo que es necesario aprender a reconocer aquellos puntos y hacer una pausa. Se calcula que en promedio, el cerebro humano puede estar concentrado por 90 minutos y luego necesita 15 minutos para ‘renovarse’.

Y si no es posible tener pautas largas uno podría tomar descansos más cortos, pero frecuentes y ocupando el tiempo en actividades que no requiera de tanta concentración. Si hay un parque cerca de la oficina es una buena idea dar un paseo para relajar la mente.

Aprenda a decir no : No se trata de no trabajar, sino de conocer sus propias capacidades y límites. Es decir, no se debe comprometerse con algo que sabe que no se podrá cumplir por solamente quedar bien ante el jefe.

Muchas veces las personas aseguran que pueden hacer todo, pero a fin de cuenta , lo hacen todo a medias o no lo terminan. Hay que ser sincero y realista a la hora de comprometerse con el trabajo. Hay que calcular y planear bien el tiempo y los recursos que se necesita.

Priorizar tareas : Cuando hay mucho trabajo nadie sabe por dónde empezar. Si la labor a realizar es cansado y tedioso lo ideal es tomarse unos minutos para organizar lo que se debe hacer : de mayor a menor en sentido de su importancia. Es decir; priorizar las tareas.

Con ello se logrará cumplir con las tareas que brindará una sensación de gratificación y en general una mejor organización en el trabajo.

Eliminar las distracciones : A veces nadie es consciente de la cantidad de tiempo que se hace en cosas no relacionadas al trabajo.

Se recomienda este experimento: sumar cuántos minutos se pasa leyendo el periódico durante el trabajo, revisando los e mails, en las redes sociales, chateando o haciendo llamadas telefónicas. ¿20, 40 minutos?

A esto hay que multiplicarlo por el número de veces en que se cae en estas distracciones. Nadie está libre de tomarse un descanso pero organizado. Y es que cuando se requiere concentración es mejor evitarlas.

Ponerse metas de tiempo : Es sabido que los empleados trabajan mejor cuando tienen límites de tiempo. Entonces, es hora de establecer los suyos y organizar el trabajo alrededor de ellos. Por ejemplo, ponerse una meta que 30 minutos al día se va a chequear los correos pendientes.

Luego poner una hora de entrega del reporte en que se lleva trabajando todo el mes. Las metas pueden incluir muchos días, especialmente si se tiene mucho por hacer. Y no hay que olvidar premiarse: después de cumplir la meta se debe tomar un café, disfrutar de un postre o tomarse un merecido descanso.

Pintar las paredes de azul : Hace buen tiempo se realizó un experimento en la Universidad de Columbia Británica, donde un equipo de psicólogos analizó la influencia que tienen diversos colores sobre los procesos del pensamiento.

Para ello dos grupos de personas se sometieron a trabajar en cuartos de diversos colores: rojo y azul. El primer color generó en las personas mayor capacidad para resolver pruebas de gran precisión, mientras que con el azul los individuos tuvieron un mejor desempeño en actividades de mayor creatividad e imaginación.

Dormir bien : Muchos son los que ven la televisión hasta altas horas de la noche, chequean la computadora o leen un libro. Pero al día siguiente la mente no está en las mejores condiciones para ser productiva. Uno se distraerá fácilmente y hasta lo único que se quiere es que finalice el día para regresar a casa a descansar.

Este hecho es un foco de enormes distracciones que no llevan a concentrarse. Como uno está desvelado, la mente comienza a soñar despierto por algunos segundos lo que origina que la distracción afecte en lo que se está haciendo.

También este tipo de personas olvidan las cosas fácilmente. Para evitarlo se debe ser respetuoso con las horas de sueño. Si 6 horas son suficientes, se debe programar las actividades para que se pueda dormir 6 horas.

Meditar como hábito: La meditación es un proceso mental para obtener calma y enfoque. Si uno dedica 10 minutos cada día para meditar, trae muchos beneficios para el día. Uno de ellos es que se tiene una mejor concentración.

Y para meditar no es necesario hacer yoga o asistir a un local budista. Tan sólo sentarse en la sala de la casa, con una taza de café y disfrutar de ese momento, es suficiente.

Empezar el día con ejercicio : El ejercicio es la ideal herramienta de productividad en la que invertir. Se debe hallar una rutina que sea adaptable para uno y trabajar cada mañana.

Si se realiza esta rutina de ejercicio cada mañana la sangre fluirá por todo el organismo y será la mejor cura para el decaimiento. Y no sólo un buen ejercicio alivia del estrés y eleva la energía, sino que también hace que uno se sienta más enérgico y listo para triunfar en el día.

Planear el día la noche anterior : Esto es muy fácil. Solo es necesario tomarse entre 10 a 15 minutos para hacerlo y adoptarlo como hábito lo que producirá grandes  beneficios. Y es que si se planea el día, uno se despertará listo para saber exactamente qué se debe hacer.

En tu caso, ¿has puesto alguna vez en práctica algunas de las herramientas para ser más productivo?

Vía: 99u.com
Foto: staffingcg

comments

Autor entrada: @Equipo Pymex M

Deja un comentario