10 pasos rápidos y efectivos para vencer la pereza

Flojera, abulia, procrastinación… conocemos la pereza bajo diferentes términos, sin embargo, nos gustaría tener la misma cantidad de soluciones que de términos para erradicarla de nuestra vida. Por eso, en esta ocasión, no te hemos traído 2 ó 3 recetas para vencer la pereza, sino 10. Vamos paso a paso a vencer esa odiosa pereza, ¡sí que se puede!

PASO #1: Conoce la causa de tu pereza

Agarra papel y lápiz y escribe, con completa sinceridad, porque te aburre hacer lo que tienes necesidad de cumplir hoy. No importa que la lista se vuelva inagotable, ve directo a las causas del problema.

PASO #2: Establece un tiempo para tus tareas

La pereza es provocada, en parte, por la sensación de que la tarea que estamos a punto de emprender será larga y dura. Y no necesariamente es así. Calcula cuánto tiempo te va a tomar esa tarea que por tanto tiempo has venido posponiendo.

PASO #3: Recuerda por qué tienes que hacer dichas tareas

Uno no hace una tarea simplemente para aprobar una materia en la universidad. Uno lo hace porque quiere ser un gran profesional en el futuro. Recuerda tu motivación y escríbela en un papel pequeño, y no lo muevas de tu mesa de trabajo.

PASO #4: Sé detallista con tu entorno de trabajo

Si eres un estudiante universitario, procura estudiar en la biblioteca. Si eres un trabajador, hazlo junto a tus compañeros. Generarás lo mismo que siente un principiante al ingresar a un gimnasio. La energía conjunta hará que puedas vencer fácilmente la pereza.

PASO #5: Habla de ti positivamente

Nada de frases como “Es que tengo flojera” o “No me gusta hacer nada”. Bórralas de tu cabeza ahora. Muéstrate ante los demás como una persona altamente motivada y competitiva. Así con el tiempo, tú mismo te creerás ello.

PASO #6: Ten un horario

Toma tu computadora, abre el Excel y crea un horario con las tareas más importantes que tienes que realizar durante la semana. Procura que las tareas largas sean divididas en pequeñas divisiones de una o dos horas por día para que se vuelvan tareas alcanzables.

PASO #7: Deja la fantasía a un lado

Los sueños son buenos… para los que tienen la costumbre de realizar sus tareas cotidianamente. Para alguien dominado por la pereza, no. Así que hasta que no venzas ese terrible mal, rígete de acuerdo a parámetros medibles y objetivos.

PASO #8: Prepárate para los obstáculos

Aún logres vencer en primera instancia tu pereza, aparecerán obstáculos que te impidan cumplir a cabalidad tu exigente horario de tareas. Puede llegar un amigo de viaje cuando estás en plena lectura de un libro de 500 páginas. Por ello, debes plantear horarios alternativos para cumplir con esas tareas inconclusas por motivos externos a ti.

PASO #9: Aprovecha tu tiempo aprendiendo

Si tienes “huecos” llamativos en tu horario, no lo rellenes con tiempo dedicado a la TV o los videojuegos. Si quieres vencer la pereza, hasta tu tiempo libre lo tienes que dedicar a tareas edificantes. Lecturas de libros, deporte, cursos en alguna universidad o instituto o cursos online son algunas de las alternativas que se me vienen a la mente.

PASO #10: Recompénsate

Nuestro instinto espera que ese gran trabajo realizado sea de alguna forma recompensado. No podemos luchar contra esa llamado natural, bastante hemos hecho venciendo la pereza. Así que luego de haber terminado ese gran trabajo que tenías por cumplir, sal a la calle y date el gusto que prefieras.

Vía: entrepreneur.com

Foto: pixshark.com

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion