Aplica la retrospectiva e incrementa la productividad de tu negocio

reunion-de-equipo-de-trabajo

El trabajo en equipo no es fructífero si se cae una y otra vez en los mismos errores. Se requieren revisiones luego de proyectos importantes. Hay cosas buenas, regulares y malas que deja toda tarea. Si el fin es aumentar la productividad de cara al futuro, una buena técnica resulta la retrospectiva. Este modelo de trabajo en equipo fue creado por Esther Darby y Lana Larsen, y precisamente consiste, tal como su nombre lo indica, en mirar en el pasado para mejorar en el futuro.

PRIMERA FASE: DELIMITAR EL ESTADO

Para el correcto funcionamiento de esta técnica, se necesita un facilitador que oriente el proceso y no pretenda tener el protagonismo. El facilitador tendrá que decirle a los participantes (compañeros de trabajo) qué es lo que se busca con la retrospectiva, y el tiempo de duración de ésta. Hay que tener algo muy en claro: la retrospectiva no debe utilizarse para resolver problemas específicos, como comprar una computadora más para el área de ventas, por ejemplo. La retrospectiva busca solucionar problemas estructurales y no los logísticos.

Suscríbete a nuestro boletín informativo




SEGUNDA FASE: CONSEGUIR DATOS

Hay que buscar que los compañeros de trabajo obtengan una única visión del trabajo realizado anteriormente. No se necesita puntos de vista excesivamente individualizados, ése no es el fin de la retrospectiva. Si el grupo de trabajo es muy grande, hay que armar pequeños subgrupos que puedan interpretar el trabajo realizado bajo una sola perspectiva. Hay que llegar a acuerdos generales.

TERCERA FASE: PROFUNDIZAR EN LOS HECHOS

Ya tenemos una idea general de lo que ha sucedido, ahora es el momento de encontrar soluciones. No soluciones parciales, ni aquellas que surgen a la primera de bastos. Al igual que la identificación del problema, deben ser soluciones consensuadas por todo el equipo de trabajo.

CUARTA FASE: TRAZAR UN PLAN DE ACCIÓN

Puede haber muchas buenas ideas sacadas tras la retrospectiva. Pero muchas ideas aturden, y no llevan a resultados concretos. Necesitamos, a lo sumo, dos ideas que puedan ser implementadas ya. Hay que hacer entender que el plan de acción a seguir no es algo que va a quedar en el aire, sino que se va a monitorear constantemente su cumplimiento. Todos deben estar comprometidos.

QUINTA FASE: FINALIZAR LA RETROSPECTIVA

El tiempo ha acabado (nunca hay que excederse, es tarea del facilitador). Hay que buscar alguna forma de documentar el encuentro y hacérselo llegar a los colaboradores. El conocimiento debe ser compartido. El facilitador debe cerrar con algunas preguntas generales a los integrantes sobre qué les pareció la retrospectiva y cuándo consideran necesario una nueva reunión.

¿Te gustaría aplicar esta técnica en tu empresa para aumentar la productividad?

Vía: “Claves para emprendedores”

comments

Autor entrada: Equipo Pymex LM

Deja un comentario