Problema de productividad en la empresa: Mobbing

Problema de productividad en la empresa: MobbingEl mobbing es la comunicación hostil y desprovista de ética que es administrada de manera sistemática por uno o unos pocos individuos, principalmente contra un único individuo en la empresa.

A consecuencia de esto, es lanzado a una situación de soledad e indefensión prolongada, a base de acciones de hostigamiento frecuentes a lo largo de un prolongado periodo. Entre los efectos que produce este tipo de práctica se pueden encontrar sentimientos de humillación y pérdida de autoestima, estrés, depresión, ansiedad, incremento en los problemas de salud, ausentismo, relaciones tensas, sentimientos de culpabilidad, disminución de la productividad, falta de mejora profesional, entre varios otros. 

Perjuicios del entorno: Sin embargo, el impacto negativo no sólo es para la persona que recibe la agresión directa, sino para las personas que están a su alrededor. Cuando un jefe grita, por ejemplo, el resto de las personas también pueden a llegar a presentar los síntomas anteriormente mencionados, debido a la empatía natural que existe entre los seres humanos. Así, los demás trabajadores realizan sus actividades con temor, en tanto que evitan a toda costa incurrir en el error que generó la agresión del director. De esta forma se crea un ambiente de incertidumbre laboral, que deriva en desmotivación, incremento de competitividad negativa y producción de una atmósfera de enemistad.

Pérdida del talento: El mobbing puede ser tan fallido como contraproducente. No hacer sentir a los empleados cómodos en su entorno laboral puede generar en una constante rotación de personal.Las personas con mayor talento en la organización pueden preferir abandonar la empresa y buscar empleo en otra donde se les reconozca y fomente.

En la actualidad, las personas prefieren empleos donde la motivación sea un elemento de la gestión y no el miedo. Se ha comprobado que los lazos afectivos son mucho más fuertes para alinear las metas de los empleados con los de la organización, de ahí los innumerables programas de responsabilidad social empresarial.

Fuente: Alto Nivel

Artículos Relacionados

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion