5 tips para ser respetado en la oficina

lider-oficina-trabajo

Existen algunos consejos para ganarse la lealtad y admiración del jefe, colegas y subordinados a nivel profesional y personal. Hay que pensar cómo sería el empleo si ellos tratarán a uno con más respeto.

Sin duda que es un factor importante a la hora de compartir una convivencia armónica y desempeñar bien las labores. En este sentido, aquí están los 5 tips que emular en la oficina para ganarte el respeto de todo el mundo.

Definir los valores

La gente admira la competencia y fortaleza.  Hay que pensar sobre aquello que  lo hace a uno ser más fuerte. Entonces, se debe escribir los aspectos que a uno le gustaría mejorar y algunas cosas que las borraría de sus hábitos.

Suscríbete a nuestro boletín informativo




Descubrir la pasión

Nadie se imagina lo mucho que ayuda si se tiene la pasión para alcanzar la meta final. Los empleados que son apasionados suelen profundizar su participación en la oficina obteniendo cierto respeto y amistad de los colegas.

Conocer el propósito

El mundo corporativo es un lugar muy competitivo, cruel y a veces rudo. A uno lo puede llevar a giros, confusiones y desilusiones. Si el propósito es, por ejemplo, brindar el mejor servicio y atención a los clientes que cualquier otra empresa, entonces no se debe perder de vista la pelota. Una actitud positiva será perceptible por todos aquellos alrededor de uno.

Imaginar cómo será el futuro

En algún momento del trabajo, quizás en la hora de refrigerio, hay que imaginarse cómo sería el ambiente si uno logra el respeto, la amistad y el éxito en la oficina. No cabe duda que la práctica hace la perfección. Para lograrlo, se debe respirar  profundamente, desterrar los pensamientos negativos de la mente y comenzar a hacerlo realidad.

Recibir las críticas con filosofía

Nadie está libre de las críticas y comentarios sobre la labor que uno desempeña en el trabajo. Si se trata de una crítica destructiva lo mejor es tomarlo con calma y ser firmes. Pero si es una crítica con fundamento puede ayudarnos a mejorar como profesional y persona. Es una forma de mostrar cierta apertura y aprender de los errores.

Sin duda que seguir estos pasos no es fácil, pero debe considerarse como un entrenamiento para mejorar la calidad de vida. Hace poco, Arnulfo Gamarra, de 31 años, oficial de la Fuerza Aérea de Perú sobrevivió a una caída de 1.500 metros al fallar su paracaídas.

Dijo que se salvó de milagro gracias a su entrenamiento militar que le permitió mantenerse enfocado en aquella caída vertiginosa hacia la muerte.

Entonces, ¿No crees que con una preparación extensiva y una buena interacción con los colegas de trabajo serás más respetado?

Vía: artofmanliness

comments

Autor entrada: @Equipo Pymex M

Deja un comentario