Cómo motivar a tus empleados sin un aumento de sueldo

empleadosmotivados

empleadosmotivados

Muchas veces tenemos la seguridad de que nuestros empleados merecen una mejora salarial, que su trabajo es muy bueno, proactivo y merece recibir algo extra. El triste panorama que tienen las pymes es que esto no es posible realizarlo porque al inicio de nuestros emprendimientos, todo el capital (o la gran mayoría) va destinado a efectos de producción y no se invierte tanto en recursos humanos u otros aspectos que también son importantes, pero no prioritarios.

La creatividad y la iniciativa pueden dar mejores resultados que el ofrecimiento de un aumento en el salario para un mejor desempeño de nuestros empleados. Motivarlos sin que esto cueste mucho para la empresa es posible.

¿Cómo motivar?

Tenemos que ver por un lado las necesidades personales y por el otro, los objetivos empresariales. Debemos encontrar un punto medio entre estos dos elementos.

Al inicio los empleados se preocupan por el horario, el sueldo, los beneficios, etc; debemos llegar a un estado en que ellos también sientan preocupación por la marcha del negocio, la empresa, el equipo de trabajo y otros. Incidir sobre el compromiso de los empleados con la compañía es importante. Que ellos se sientan identificados y reconocidos en sus labores bien hechas es un buen aliciente.

Hay un tema de compensación emocional que no se suele tener en cuenta en las organizaciones pequeñas como las pymes. Esto tiene que ver con el rol de cada empleado dentro de la empresa. La gente quiere sentir como seres humanos y no como simples trabajadores.

La gestión hacia el compromiso es un proceso continuo y gradual. Una persona comprometida está mucho más motivada. Realiza un plan de sensibilización con tus empleados, enseñándoles la filosofía y los valores con los que se trabajan, el por qué cada integrante del equipo es importante en sus labores, por qué es necesario un buen engranaje entre cada pieza de esta máquina llamada empresa.

Para motivar, tú como cabeza dirigente de la organización debes estar motivado también. Así que enfócate en tí y en reconocer que tu emprendimiento se debe a tu pasión hacia algo y que por eso hiciste tu negocio. Luego es el turno de que esa pasión la transmitas a tu gente. No es fácil llegar a ser un líder pero tienes muchas herramientas e información para llegar a serlo y lograr el éxito con tu empresa.

Vía: Expansión.com

Artículos Relacionados

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion