¿Cómo ser un buen teletrabajador?

¿Cómo ser un buen teletrabajador?

Muchos empleados que por la naturaleza de su trabajo pueden usar la tecnología para trabajar desde cualquier lugar, sin embargo, ser un trabajador a distancia también tiene su ciencia y lo primero es tener muy claro que no ir a la oficina no significa que es un día libre.

Según la revista digital especializada en trabajo flexible, Webworker Daily, hay ciertas reglas que el perfecto trabajador web, debe seguir y que te recomendamos considerar si estás eres freelance o trabajador a distancia:

La cama no es oficina: Tener un lugar específico para trabajar es el primer paso. Si bien puedes trabajar en un café o desde tu casa, es importante que encuentres un lugar sin distracciones. Respeta la naturaleza de tus espacios: tu cama no es para trabajar, es para dormir.

Concentración: Debes mantenerte enfocado en tus actividades laborales y para lograrlo debes tener un espacio cómodo para trabajar y fuera de distractores. Pésimo prender la televisión o ponerte a ver una película mientras piensas que trabajas.

Planeación: Planea, desde un día antes, tus actividades fijando objetivos muy claros, así tendrás conciencia de cuánto tiempo requerirás para cumplir cada meta y podrás combinar tus tareas de trabajo con las personales.

Disciplina: El trabajo flexible no quiere decir que primero realizarás tus cuestiones personales antes que tu trabajo. Se trata de combinar ambas esferas y llevar una agenda de tus actividades con base en la prioridad que ambas áreas te exijan. Hasta la siesta debe estar programada en tus horarios, de esta forma podrás cumplir con tus tareas en un horario personal que te permita aumentar tu calidad de vida al tener tiempo libre por las tardes.

Contar con lo necesario: Nada arruina más un día de planeación que darse cuenta de que olvidaste alguna pieza crítica de la documentación o la tecnología en la oficina.

Rendimiento: Tener un espacio, trabajar con disciplina y todo el material que requieres sin tener tiempos muertos, elevará tu rendimiento y por lo tanto tu producción. Asegúrate de tener los medios para cumplir los objetivos planteados y dar resultados concretos como informes, transcripciones, gráficos, presentaciones, listas de contactos, agendas compartidas, etcétera.

Comunicación abierta y fluida: Uno de los efectos del webworker es que se siente aislado y los jefes suelen olvidar que tienen un trabajador virtual. Es por ello que si el jefe no está manteniendo comunicación contigo, es tu deber buscar el contacto, al menos telefónico para intercambiar información sobre tu trabajo o los pendientes importantes y en tu agenda prever una visita a la empresa si es que está en la misma ciudad.

Vía

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion