Los freelancer son buenos socios de negocio

freelance-negocios

El trabajo por cuenta propia es una salida profesional que deben tenerlo muy en cuenta las medianas o pequeñas empresas con los servicios de los freelancer que muchas veces son socios de trabajo ideales para los proyectos subcontratados.

En este sentido, muchos empresarios se preguntan si es mejor trabajar con una oficina de servicios o un freelancer. Y si se abarca más, ¿Se puede hacer negocios con un ellos para formar una sociedad?

Para aclarar ciertas dudas, echa un vistazo a ciertas ventajas si se trabaja con uno de ellos:

Suscríbete a nuestro boletín informativo




Flexibilidad

Los freelancer son considerados como sus “ propios jefes” por lo que frecuentemente trabajan independientemente en vez de un trabajo fijo. Es decir; pueden o no laborar “in situ” con el empleado ( manteniendo el contacto de forma directa con los clientes) o pueden hacerlo desde su casa.

Otro detalle a considerar es que al trabajar con un freelancer el trabajo no se atrasa demasiado. Las nuevas sugerencias e ideas de cambios no tienen que ser discutidas ni transmitidas por medio de compañeros de diversos niveles jerárquicos.

Creatividad

La experiencia laboral señala que al trabajar con un freelancer se abre las puertas a la creatividad donde él no se somete a una filosofía empresarial, sino que el freelancer se acomoda a las necesidades de los clientes.

Y al estar en contínuo contacto con ellos y disponiendo de libertad, tienen una mayor visión empresarial lo que los lleva a cultivar e inspirar a la mente.

Competencia

Se supone que una agencia de servicios es más completa y competente al tener mayor cantidad de empleados. Pero si se busca un freelancer para un proyecto determinado, existe la seguridad de hallarse a un verdadero profesional.

Con su cooperación se evita también las contradicciones que se produce cuando muchos empleados trabajan en un mismo proyecto. Pero si se trata de un freelancer, siempre estará al lado del empresario por lo que rara vez hay malos entendidos o sorpresas.

Grandes proyectos

Si bien es cierto que los grandes proyectos requieren de un buen soporte de equipo para su término en poco tiempo, no hay que descartar la posibilidad de contratar a un freelance para grandes proyectos.

Y es que muchos de ellos tienen buenas conexiones y podrían conseguir a otros profesionales independientes que son expertos en sus respectivos campos.

Si se quiere contratar los servicios de un freelancer o de las agencias y oficinas de servicio, está en manos del empresario de sopesar las ventajas y desventajas de hacerlo para lo mejor del negocio.

A fin de cuentas; una opción salomónica es dejar algunos proyectos en manos de los freelance, y otros para las agencias de servicios.

Vía : educacioneconomica

comments

Autor entrada: @Equipo Pymex M

Deja un comentario