Tener cuidado con las relaciones en las empresas

Tener cuidado con las relaciones en las empresasEl mundo laboral de la actualidad requiere que la mayor parte de nuestros días la pasemos en la oficina, lo que hace que nuestros compañeros sean las personas con las que más compartimos nuestro tiempo.

Es por ello que es imposible no desarrollar amistades y afectos en nuestros lugares de trabajo.No obstante, se debe tener mucho cuidado con quiénes y cómo te relacionas para no dañar tu actividad profesional. No importa que tan confiable pienses que son tus compañeros de trabajo, es mejor jugar en un terreno seguro cuando se trate de contar detalles íntimos de tu persona y tu labor. Por eso aquí algunas razones para tener cuidado al momento de elegir las amistades en la oficina.

– El exceso de confianza puede provocar que en ocasiones las críticas, puntualizaciones y la retroalimentación no se den con la frecuencia necesaria y a la vez, sean mal recibidas o mezcladas con algún problema personal.

– Una amistad mal entendida, sobre todo entre jefe y trabajador, puede provocar que los retrasos, errores o faltas pasen sin una falta de atención, lo que a los ojos de los otros colaboradores podría pasar como una señal de favoritismo.

Suscríbete a nuestro boletín informativo


– Tener a alguien muy cercano en la oficina puede hacer difícil desconectar la vida personal de la laboral. Hablar de los problemas de trabajo en los momentos de diversión puede aumentar el estrés y disminuir la productividad.

– Es difícil alcanzar un nivel de confianza verdadero con los compañeros de oficina cuando es normal que se de traslados, despidos y renuncias.

– Contar datos de tu pasado a determinados compañeros de oficina puede ocasionarte problemas, además de una importante pérdida de credibilidad si no fuiste honesto en tu currículum o tu entrevista de trabajo.

– Supervisar el trabajo de los amigos suele ser un enorme dolor de cabeza si logras un acenso.

– Nunca se sabe si una amistad es en propio interés. En el mundo corporativo, la hipocresía es muchas veces la dominante en las relaciones interpersonales.

– No sería la primera vez que un trabajador dice que está enfermo y que sus compañeros de oficina se enteran que es mentira gracias a las redes sociales. Cuidado con quién agregas a tus contactos.

– Tener una relación demasiado próxima con un compañero de trabajo puede dar lugar a intimar en temas como el salario. Si los dos están al mismo nivel laboral y uno gana sustancialmente más que el otro puede generar incómodas y peligrosas envidias.

Fuente: Alto nivel.com.mx

Artículos Relacionados

comments