¿Te consideras un verdadero líder?

lider

Un verdadero líder va mucho más allá que mandar a un grupo de empleados o ser el máximo responsable de un proyecto, existen una serie de características que lo definen y lo diferencian del típico jefe. Factores como el buen manejo de comunicación con los colaboradores, el respeto con sus tiempos, la implicancia dentro del trabajo y la colaboración que lo identifica son solo algunas de las características más comunes.

¿Te consideras un verdadero líder?

  • Un líder a diferencia de un jefe escucha a sus empleados, no solo se deja llevar por su cargo y se limita a imponer ordenes, dentro de su misión está el de oír las opiniones de los demás. Sabe que para que el talento de la empresa se mantenga y sea más productivo tiene que sentirse escuchado y apreciado, además es consciente de que los colaboradores tienen interesantes ideas que pueden servir para bien de la empresa.
  • Se implican con el equipo brindando asesorías, consejos o interactuando con ellos para volverse más cercanos. Este tipo de situaciones sirven para que los empleados se comprometan y no teman en expresarse cuando ven que algo puede ser resuelto de otra manera.

Cuando un superior solo se limita a mandar y se le ve pocas veces crea un aire de desconfianza, nadie será capaz de expresarse y las mejores ideas se perderán.

  • No se atribuyen los logros del equipo, si bien es cierto son los responsables de comandar el proyecto, los líderes son conscientes de que el éxito no hubiera sido posible si no fuera por el duro trabajo del equipo. Cuando se trata de logros específicos no duda en reconocerlo y felicitarlo, siempre da crédito al que lo merece, esta actitud fomenta a empleados más participativos y productivos.
  • Los verdaderos líderes saben aceptar sus errores y si es necesario piden disculpas, actitudes como estas crean compromiso en el colaborador, ya que por lo generar se respeta más a un jefe humilde y justo que a uno prepotente.
  • Sabe delegar responsabilidades, una vez analizada las fortalezas y debilidades de cada trabajador sabe que tareas son las ideales para compartir. Demostrar confianza motiva al empleado a esforzarse más, ya que ve que sus habilidades son apreciadas.
  • Un verdadero líder sabe expresarse y comunicar los objetivos del proyecto, implica a todos con la visión y misión de la empresa, una técnica que logra potenciar el nivel de compromiso logrando el alineamiento del equipo.
  • Da un trato igualitario a todos, por más que confié más en las habilidades de un trabajador especifico no se deja llevar por este favoritismo, dentro del grupo se reconoce las habilidades de la misma forma.
  • Se encarga de mejorar la productividad de los demás brindando consejos y asesorías cada vez que se necesiten. Siempre está pendiente acerca de lo que necesitan los empleados o cuáles son sus molestias.
  • Aprecian las ideas y opiniones de los demás a la hora de gestionar cambios dentro de la empresa, no se creen dueños de la verdad solo por el hecho de ocupar un cargo importante.
  • Establecen objetivos claros y concretos y se los comunican al equipo por igual. Mientras más implicados estén con las metas de la empresa mejor productividad al realizar las tareas.
  • Los verdaderos líderes a diferencia de los jefes son seguidos en base a la confianza y ejemplo que proyectan. Los colaboradores asumen su liderazgo debido a la admiración que provoca en ellos.
  • Respetan el tiempo libre de los demás, ya que saben que el descanso es importante para el desarrollo intelectual. No son autoritarios ni tratan a los demás empleados de manera arrogante imponiendo horas extra o carga laboral para la casa.
  • Confía en su equipo delegando tareas y compartiendo responsabilidades, aprecia las habilidades de los demás.

Vía: socialmediacm

foto:eoi.es

Artículos Relacionados

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion