Descubre los trucos de los supermercados para que compres más de lo que necesitas

comprar en supermercados

Uno de los lugares en que todos pasamos buen tiempo son los supermercados que son la llave de entrada a tosas las cosas esenciales que necesitamos.

Pero, para nadie es un secreto que los supermercados tienen estudiadísimas las formas de hacernos consumir más y más. Pero… ¿de qué hablamos exactamente?

Aquí ofrecemos algunos trucos psicológicos que los supermercados usan para hacernos gastar más.

Suscríbete a nuestro boletín informativo




1. Asociar el color rojo a los descuentos

Es común que en el supermercado abunden los carteles de color rojo con ofertas de descuento que, como por “arte de magia”, lo asociamos a la reducción de precios por lo que estaremos más inclinados a comprar el producto.

Lee también: Tips para no gastar de más en los supermercados

2. La ubicación de los productos esenciales

Los productos esenciales están prácticamente escondidos porque ellos saben que los clientes los buscarán a como dé lugar. Así que se los coloca en lugares poco visibles o ineaccesibles para lograr que se pase más tiempo dentro del local y no veamos tentados por más cosas.

carritos

3. Los coches de compras

El tamaño sí importa: cuanto más grande sean los coches, más se pone en ello y más se gasta. ¿Por qué? Bueno, psicológicamente, cuando se ve que el coche está bastante vacío, uno es más propenso a coger cosas que no se necesitan.

4. Los colores y aromas

Es curioso cómo los supermercados utilizan la psicología con sus clientes. Los colores y aromas están estratégicamente seleccionados y distribuidos para despertar los sentidos, poner de buen humor y hacer gastar demás.

5. La ubicación de los productos prescindibles

También los supermercados hacen hasta lo imposible para que en una visita el cliente encuentre novedosos productos que de verdad no necesita, pero que le llaman la atención. Así, en la búsqueda de las cosas de la lista de compras, uno encontrará decenas de cosas inútiles que “mágicamente” se volvieron imprescindibles.

6. La ubicación de los productos más costosos

Los productos que el supermercado quiere que se compre están perfectamente colocados a la altura de la vista. Lo único realmente importante es que se los vea de manera permanentemente, luego, en algún punto, finalmente se decidirá comprarlo.

compras

7. La ubicación de los productos para niños

De la misma forma, los productos más atractivos para los niños están a la altura de “su” vista. Así, los padres hartos que sus hijos no paren de pedir y pedir cosas que, en verdad, no necesitan …¡acaban comprando!

8. Las muestras gratis

Bueno; esto es cosa sagrada de los supermercados; apelar a un instinto tan básico como el de la degustación gratuita : creen que por ofrecer un bocado minúsculo de un nuevo producto iremos corriendo a buscarlo… ¡Y tienen razón!

Te puede interesar: ¿Cómo aprovechar las promociones de supermercados?

9. Cambiar las cosas de lugar

Con el objetivo para que el cliente permanezca más tiempo en el local, los supermercados cambian las cosas importantes de lugar regularmente para que se las busque incansablemente y en el camino “encontrar” cosas novedosas y atractivas que, por supuesto, no se necesita.

10. Los productos en las cajas registradoras

Finalmente, cuando se ha sorteado toda clase de obstáculos y se ha recorrido el supermercado durante horas comprando cosas que, de nuevo, no se necesita, se llega a las cajas registradoras. Pero no todo acaba aquí: estos sitios están llenas de más y más productos tentadores que no hacen más que llamar la atención mientras se espera en la larga fila. ¿Al final? Se compran cosas innecesarias.

En tu caso, ¿has sido tentado con algunos de estos trucos psicológicos

Vía: BBC
Foto:noticiasdeponce.net

comments

Autor entrada: Equipo Pymex P