Las ventajas y formas de dar una buena atención al cliente

cliente66

Toda persona tiene buenos y malos días, pero eso no puede ser excusa para tratar a nuestro cliente de una mala forma. A pesar que se quejen o que no se decidan rápidamente debemos tratar al cliente siempre de la mejor manera, y te decimos el motivo.

No son pocos los marketeros y hombres de negocios que hablan de la utilidad de una buena atención al cliente. Las ganancias tienden a incrementar de acuerdo a la comodidad del comprador. Es lógico que alguien cómodo compre más.

Usted seguro ha pasado estas situaciones. Va a comprar a la tienda o restaurante y es atendido por alguien apático, desganado, mal informado o hasta molesto. ¿Se fue del sitio? ¿Tuvo ganas de comprar más cosas?

Suscríbete a nuestro boletín informativo




Aproveche las veces en la que usted es comprador y vea como le gustaría ser tratado. Aunque tengamos un mal día los problemas se dejan en casa. No se trata de aparentar hipócritamente sino de saber que el cliente merece el respeto debido. Si tu problema es tan grande que no puedes sacarlo de la cabeza es mejor faltar ese día y solucionarlo.

Si no cree en los resultados, reflexionemos. Antes una persona bien atendida le contaba su grata experiencia a un promedio de 3 personas y una mal atendida se lo contaba a un promedio de 12 personas. Imagínese ahora el impacto de una persona bien o mal atendida con la presencia de las redes sociales, donde cada persona tiene un promedio de 500 contactos que ven lo que publican.

¿Cómo podemos cambiar esto?

-Siendo conscientes que el cliente no siempre tiene la razón, pero debemos tener el compromiso de la dedicación y el respeto para darle un buen servicio. Estamos trabajando para ellos.

-Otra forma de hacer notar la diferencia es un simple “Hola”

Todos son clientes, no importa la apariencia que tengan. Recuerde que las apariencias engañan.

-No se moleste por la frase “Estoy mirando gracias” pues no es fácil decidirse ante una compra. Evite ser esos vendedores que pasan y hostigan al comprador, eso espanta, no vende.

-Se Flexible y buen oyente con los reclamos, deje que le exponga sus dudas y quejas. Si su reclamo es justo no tenga reparos en reconocerlo, solucionar un reclamo es invertir en un cliente para que regrese.

Si puedes hacer que tu empresa tenga al cliente en primer lugar el crecimiento económico será una consecuencia y no la meta.

¿Dónde ha sido el lugar donde te trataron peor?

¿Dónde fue el lugar donde te trataron mejor?

comments

Autor entrada:

Deja un comentario