Crea correos electrónicos atrayentes para tus clientes

correo

Es una de las formas de marketing más baratas en el mercado. Un buen día agarras la guía telefónica y apuntas todos los correos electrónicos de las empresas de mayor reputación. Luego, mandas una especie de cadena con información sobre tu producto o servicio a todas estas empresas. Pasan los días y nadie te llama. Ni siquiera encuentras un correo de respuesta en tu bandeja de correo no deseado. Algo falló en tu estrategia de marketing. Has olvidado algunos detalles muy importantes al momento de hacer marketing vía correo electrónico.

  1. EL ASUNTO DEL CORREO

Esta es la parte más descuidada al hacer marketing online. Es importante que sepas que mandar algo como “Presupuesto para compra de bidones de agua” no atrae a ningún cliente. Rompe tus inhibiciones. Sé atrayente desde el asunto del correo. Tus clientes no se engancharán con un asunto tan poco interesante.

Intenta algo más llamativo. Los descuentos o las rebajas suelen funcionar muy bien. “30% de descuento en la compra de bidones de agua solo por esta semana” o “Si contestas a este correo, te regalamos 10 bidones de agua gratis”. Esos asuntos enganchan mucho más. Los llamados a la acción también funcionan: “¿Llega el verano y ya no tienes agua? Adquiere nuestros bidones a cómodos precios”.

Suscríbete a nuestro boletín informativo


  1. LA BUENA ORTOGRAFÍA

Ya, lograste que el cliente dé clic en el asunto y vea tu correo. ¿Acabó todo? No, sí apenas comienza. No mandes el correo sin antes haberle dado dos correcciones al texto. La autocorrección de Word puede funcionar bien, pero es mejor que otra persona también te ayude a corregir el texto de tu correo electrónico. Muchos clientes mandan directamente a la papelera todos esos correos con unas fallas ortográficas que se asemejan a las que uno encuentra en los mensajes de Facebook o Twitter.

  1. LOS ARCHIVOS PESADOS

Todos los archivos pesados elimínalos de tu lista. Nadie quiere abrir su correo electrónico y tener que esperar un minuto a que toda la información logre cargarse. Eso no es útil para atraer clientes. Pon la información básica de tu negocio en el correo. Sé atrayente sin caer en la redundancia. Y si cuentas con archivos pesados para enviar, mejor cárgalos en redes sociales o en otras webs, y pones sus respectivos enlaces en la parte final del correo.

  1. LOS CONTENIDOS PROPIOS

Ahora bien, te encuentras en un entorno multimedia, en el que los clientes no se contentan con información escrita. ¿Tienes redes sociales? ¿Tienes una web? ¿Tienes una cuenta en YouTube? Enlaza el correo a tus contenidos en redes sociales o a tu propia web. Sé sucinto en tu correo y crea expectativa a la vez. “¿Quiere saber más de nuestro servicio? Ingrese a nuestra web a través de este enlace: …” O, también puedes crear un video organizacional en YouTube y ponerlo como enlace en el correo. La información audiovisual atrae más clientes en Internet que la escrita.

  1. LA EVALUACIÓN CONSTANTE

Lo que te sugerimos no es una Biblia en materia de marketing. Son recomendaciones que debes ir evaluando para desecharlas o mejorarlas. Debes ir revisando cuántas nuevas personas se agregan a tus redes sociales, cuántas visitantes más has obtenido en YouTube, el número de personas que ingresaron a tu web durante el último mes. Así medirás el impacto de tu estrategia de marketing online.

Si los números obtenidos en el primer mes no son los deseados, debes replantear tu estrategia. ¿Qué está fallando? Quizás el video no sea lo suficientemente atrayente. Quizás la web esté desfasada. O, quién sabe, los clientes se están cansando que nunca les respondas en las redes sociales. Ah, y mucho ojo, no vayas a estar enviando correos a empresas que no les interesa tu producto. El que mucho abarca, poco aprieta, reza el dicho.

Vía: emprendedoresnews.com / pymesyautonomos.com

Foto: socialbrite.com

Artículos Relacionados

comments