El retargeting online en los consumidores

En el marketing, los anunciantes confían en el retargeting online para ofrecer anuncios en función de acciones y compras anteriores.

Es un método muy efectivo para reconectar con compradores interesados después de que hayan visitado una página web, aumentando así el recuerdo de la marca e impulsando las conversiones.

Para entender mejor cómo llevar a cabo este tipo de retargeting más sofisticado, Richard Frankel, en Mashable, ha repasado los principios básicos de este tipo de acciones.

Segmenta a tu audiencia para el retargeting: Para un buen retargeting, hay que empezar buscando consumidores receptivos y en el mercado que estén interesados en tus mensajes y tus ofertas. Analiza los perfiles de la audiencia que has ido generando a lo largo del tiempo y agrúpala. Después, realiza pruebas para identificar qué microsegmentos podrían estar más interesados en tus productos.

Optimiza las campañas en tiempo real: Optimizar las campañas cada semana o cada mes no es suficiente. Si un consumidor ve el mismo anuncio varias veces en una semana podría llegar a sentirse intimidado o acosado. Por ello, hay que optimizar los anuncios en tiempo real, y para ello no descartes los servicios de optimización en tiempo real que una compañía de targeting puede ofrecerte.

Sigue puliendo tus audiencias: Asegúrate de que tu proveedor de targeting te ofrece analíticas predictivas en tiempo real, para poder pulir tus segmentos de audiencias sobre la marcha y lanzarles campañas y mensajes específicos. Además, mide la efectividad de los distintos segmentos de audiencias frente a los datos que más te interesen.

Establece la frecuencia de los anuncios: Utiliza analíticas de campañas y encuestas en tiempo real para conocer lo que los consumidores piensan de tu marca en cualquier momento. Esto te ayudará a entender cómo están funcionando tus anuncios y, finalmente, determinar la frecuencia con la que tus anuncios se han visto lo suficiente para conseguir que se recuerde tu marca y aumenten las ventas sin resultar molesto para los consumidores.

Hazte multicanal: La mejor forma de no parecer un acosador con tu publicidad es tratar de llegar a ellos a través de distintos canales en distintos momentos del proceso de navegación y de compra. Para ello, integra las compras de medios a través del display, vídeo, móvil y social media y utiliza datos precisos para determinar qué anuncios y qué canales funcionan mejor en cada momento.

Piensa en tu aspecto: Los consumidores pueden sentirse acosados incluso en una única página web. Si compras espacios publicitarios en una página para evitar estar persiguiendo a los consumidores en la red, tu anuncio puede aparecer cada vez que alguien visita la página, y producir en un efecto similar. Por ello, compra espacios en distintos medios de todo tipo, como display, vídeo social, móvil, y después optimiza tus acciones.

Vía


Artículos Relacionados


Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion