La importancia de invertir en el marketing online

Sin lugar a dudas la inversión en Marketing Online es infinitamente más económica que la inversión en los medios tradicionales.Es difícil que pase un día sin que, de una u otra forma recibamos comentarios, noticias, o nosotros mismos usemos internet.

Para la mayoría de las empresas el objetivo principal de una campaña de marketing es hacer branding y transacciones. Para ello, la primera regla del marketing dice que es necesario tener frecuencia y tener alcance, es decir, estar la mayor cantidad de veces posible en la mayor cantidad de lugares posible.

En el caso de otros medios, es posible tener frecuencia, pero el alcance se vuelve un reto, por ejemplo, es casi imposible tener alcance de telespectadores trabajadores durante la jornada laboral, o tener publicidad en exteriores mientras el mercado objetivo está en su casa.

En internet, con la llegada de los dispositivos móviles y las mejoras en la velocidad y coste de conexión, es posible acceder a nuestro público objetivo casi en cualquier lugar: en su casa mientras navegan por internet y realizan búsquedas, leen periódicos o revistas en línea; de camino a su trabajo mientras escuchan podcasts o algún otro tipo de contenido de audio; en sus trabajos mientras realizan búsquedas, consultan información, e incluso en sus ratos libres cuando sólo buscan entretenimiento en línea o conexiones a través de redes sociales.

Esta gran ventaja que ofrece Internet sobre otros medios hace que esté creciendo más rápido que el resto y que haya cada vez más empresas utilizándola para sus campañas de marketing.

En resumen, es una realidad que internet está revolucionando todas las actividades de las personas, y el marketing no es una excepción. Las empresas que quieran mantener su liderazgo, e incluso que quieran evitar rezagarse respecto al resto, deben considerar internet como una parte sustancial de su plan de medios, donde existe una gran audiencia comprometida.

Artículos Relacionados

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion