Como darse cuenta que tu estrategia de marketing está voliendose obsoleta

El marketing está cambiando a una velocidad nunca vista, haciendo cada vez más difícil la conexión entre marcas y personas que podrían comprar un producto o servicio. Nuevas tecnologías, canales y plataformas fragmentan el acceso a los clientes y los prospects. Si un mensaje antes llegaba a la mayoría del target sólo a través de la publicidad, el correo directo, el email y las webs corporativas, ahora se está accediendo a menos personas y a mayores costes.

Hay que integrar las redes sociales, los smartphones, las tabletas y las comunidades de compradores en una misma estrategia. Y todo esto sin perder de vista los avances en el ámbito del marketing que se producen cada día.

Si todavía no ha actualizado la estrategia de marketing de su compañía, no se pierda estas ocho señales de que su estrategia necesita actualizarse de inmediato:

Suscríbete a nuestro boletín informativo




1. Las métricas clave de la campaña están cayendo

Si las tasas de apertura, clics, respuestas, pedidos o cualquier otro indicador están cayendo, es el momento de poner en marca una actualización. Ya no vale con culpar sólo a la situación económica, sino que hay que mirar hacia el canal y la plataforma. Y es que la gente deja los puntos de contacto en silencio. En lugar de borrarse de una base de datos, deja de abrir los correos de una marca, o cuando se aburre con las redes sociales, deja de actualizarlas. Cualquier mensaje que se mande a un usuario inactivo tendrá cero oportunidades de generar una respuesta.

2. El marketing móvil no está en tu estrategia

El uso del móvil es cada vez mayor para acceder a todo tipo de canales y plataformas. Los mensajes de marketing y las herramientas de ventas que no estén adaptados a los móviles no llegarán a los receptores. Cada vez se hacen más compras con el móvil por lo que hacer que los emails y las webs estén adaptadas a estos dispositivos aumenta radicalmente su exposición a los clientes y los posibles clientes.

3. El marketing para móviles y tablets tiene la misma estrategia

Las tabletas ofrecen acceso móvil igual que los smartphones, pero su uso y sus características son diferentes. La principal diferencia, y evidente, es el tamaño de su pantalla, lo que ofrece una oportunidad única de lanzar mensajes con mejores gráficos y más detalles para tablets. Y es que teniendo en cuenta que la gente responde mejor a la estimulación visual, añadir gráficos permite a los anunciantes capitalizar todo el espacio adicional.

4. Las redes sociales están excluidas de tu estrategia de marketing

Participar en las redes sociales ya no es diferente. Las estrategias en redes sociales necesitan planes de capitalización sobre esa actividad, conseguir un beneficio al mismo tiempo que se ofrece un servicio al cliente y poder así justificar la inversión.

5. El marketing tradicional sigue siendo igual que siempre

El marketing ha cambiado, la gente ya no accede de la misma forma a la información y los consumidores son diferentes. Si el marketing sigue siendo el mismo, se están perdiendo oportunidades. Para conectar con los consumidores a través de los diferentes canales hace falta un enfoque estratégico que les mantenga interesados y les haga volver.

6. La segmentación de clientes no ha cambiado desde hace años

Internet ha cambiado por completo los tipos de clientes. Ahora ya no son las marcas las que buscan clientes, sino los clientes los que buscan los productos y servicios que necesitan en la red. En general, la gente que encuentre tu marca será un comprador ocasional que tiene una necesidad única o a corto plazo. Identificar a estos consumidores y adaptar las estrategias de marketing a ellos es la única forma de contener los costes.

7. La estrategia de marketing no es flexible

Los catálogos necesitan un largo proceso de planificación. Cambiar o eliminar un artículo la semana antes es imposible. Pero con internet todo esto es diferente y ahora las estrategias que mejor funcionan a nivel multicanal tienen que ser suficientemente flexibles como para permitir cambios sobre la marcha.

8. Las empresas externas son el núcleo de su empresa

¿Qué pasaría si Facebook pierde su posición como red social? ¿Cómo afectaría a su web si el proveedor de email se cae? ¿Podrías gestionar todos los pedidos sin un servicio de gestión online? Los proveedores externos son una práctica muy útil, pero es esencial que existan backups y alternativas a mano en caso de que todo falle. Cuanto más control y más sepa sobre lo que ocurre dentro de su negocio, más cerca estará del éxito.

Fuente: nanday18.visibli.com

comments

Autor entrada:

Deja un comentario