A 25 años de la caída del Muro de Berlín

Muro de Berlín

Millones de personas conmemorarán este 9 de noviembre el 25º aniversario de la caída del Muro de Berlín. Sin duda que será un largo fin de semana de fiestas y celebraciones donde Berlín volverá a ser la capital del mundo.

Y lo será para conmemorar un hecho que simboliza muchos a un tiempo, todos de capital importancia para Alemania, pero también para Europa y el mundo. Y es que este domingo se cumplen 25 años -9 de noviembre de 1989-, cayera el Muro de Berlín. Aquel día se abrían las últimas puertas de una gran prisión comunista en Europa central y oriental que se erigió cuatro décadas antes y llevaba muchos años en quiebra y en ruina.

En aquella jornada inconcebible, con la demolición del último gran símbolo de la división de Europa, se podían dar por concluidos los últimos efectos geopolíticos, no ya solo de la terrible Segunda Guerra Mundial con su Holocausto partido de suelo alemán, sino de lo que muchos historiadores consideran una larguísima guerra civil que comenzó hace exactamente cien años con el atentado de Sarajevo y la Primera Guerra Mundial.

Suscríbete a nuestro boletín informativo




La conmemoración de un hecho de semejante importancia histórica posibilita la organizacion de actos oficiales con la inauguración del evento por Angela Merkel de un centro de documentación sobre el muro y la represión en la RDA, un acto solemne en el Konzerthaus en la Plaza del Mercado de la Gendarmería y la gran fiesta y concierto en la puerta de Brandemburgo

Trauma del  Muro de Berlín ya superado

Pero más allá de los actos oficiales y festejos que se extienden por todo Berlín y Alemania, esta fecha da la ocasión a Alemania de presentarse ante sí misma con el balance de estos 25 años que son 24 de patria reunificada.

Un balance en el que nadie puede negar el éxito. El análisis y la reflexión, junto a la memoria de aquellos hechos inolvidables, están omnipresentes en las televisiones estos días. Y resulta reconfortante y admirable cómo Alemania ya sabe celebrar su propia fortuna y reflexionar sobre sus pasadas tragedias, con un patriotismo desenfadado, libre de chovinismo y nacionalismo y ese sano orgullo del que carecieron las pasadas generaciones.

Entonces, Berlín celebra con gratitud y alegría su resurrección hace 25 años, tras un siglo de tragedias.
Vía: bbc

comments

Autor entrada: Equipo Pymex S

Deja un comentario