Científicos ‘descubren’ por qué lloramos cuando estamos felices

lloramos

Cuando lloramos, debemos saber que es un acto complejo que involucra las esferas psicobiológicas, cognitivas y sociales de una persona. La fisiología es determinante, pero también la subjetividad, el contexto y la cultura que organiza las respuestas que ofrecemos ante situaciones de nuestra existencia.

Pero, ahora un equipo de especialistas de Estados Unidos, liderado por Oriana Aragon de la Universidad Yale, asegura haber detectado por qué lloramos cuando somos felices o por qué nos reímos cuando estamos muy nerviosos.

Los humanos tenemos “límites emocionales”, insisten Aragon y sus colegas, según recoge la revista ‘Association for Psychological Science’. Se ha revelado que cuando sentimos que nuestra tristeza o alegría está llegando a un nivel no imaginable y que nuestros cuerpos están a punto de estar abrumados fisiológicamente, se desencadena una emoción incongruente.

Esto ocurre para equilibrar las cosas, asegura Aragon. En otras palabras, el lanzamiento de una emoción opuesta permite regular emociones y restaurar el equilibrio emocional, manteniendo sus sentimientos intensos bajo control.

¿Somos los humanos los únicos que lloramos?

Aunque hay varias anécdotas de llantos animales, hasta ahora no hay ningún caso debidamente documentado.
Por lo tanto, asumimos que el llanto es un comportamiento exclusivo de los humanos. En el mejor de los casos podría ser uun fenómeno muy excepcional entre los animales (¿monos, elefantes, camellos?).

Algunos puntos de interés

  • La composición de las lágrimas incluye proteínas (lisozima, lipocalina y lactoferrina), enzimas, lípidos, metabolitos y electrolitos. La concentración de proteínas difiere entre las lágrimas emocionales y las lágrimas producidas por irritantes.
  • Fisiológicamente lágrimas están bajo el control de el sistema nervioso parasimpático y sirven para proteger al ojo de las infecciones microbianas.
  • El llanto se produce antes del nacimiento, por lo que llorar en sí no es necesariamente una conducta aprendida, sino que es, sin embargo, modificada por la socialización, el contexto, las relaciones, patología, etc.
  • Personas con ciertos trastornos como el Parkinson la esclerosis múltiple, enfermedad de Alzheimer, síndrome pseudobulbar y la enfermedad de la motoneurona, padecen una defectuoso control emocional y una tendencia a llorar sin provocación y sin el contenido emocional, “llanto inmotivado”, “incontinencia emocional”, “llanto patológico”.

Vía: iberoamerica

Deja un comentario