Gobiernos de Centroamérica exprimen sus presupuestos por crisis de alimentos

Gobiernos centroamericanos, afectados por el alza mundial en el precio de los alimentos, están recortando aranceles a la importación, congelando precios y otorgando subsidios para tratar de evitar el impacto de una crisis alimentaria.

Con dificultades todavía para mantener equilibrio en sus finanzas tras la crisis financiera global, los países más pequeños de la región enfrentan el riesgo de mayores déficits presupuestales y distorsiones en los mercados locales por lo que toman medidas para proteger a las familias más pobres.

Los precios globales de los alimentos tocaron un récord en enero, incluso mayor a los niveles vistos en 2008, cuando una crisis mundial de alimentos despertó violentas protestas en algunos países.

Los pronósticos señalan que los precios no bajarán en 2011 y la Organización para la Alimentación y la Agricultura de la ONU (FAO, por sus siglas en inglés) estima que 925 millones de personas tienen hambre o están mal alimentadas en países en desarrollo.

Los países de Centroamérica, exportadores de café y azúcar, están en una mejor situación que algunas naciones en Sudáfrica y el sur de Asia, pero son dependientes de las importaciones de maíz y trigo, además de que tienen algunos de los mayores índices de pobreza en América.

Fuente: América Economía

Artículos Relacionados

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion