Mega devaluación parece inevitable para Argentina

pesos argentinos

En una editorial, el periódico estadounidense The Wall Street Journal, realizó un diagnóstico de la economía argentina diciendo: “a medida que caen las reservas internacionales de Argentina, una mega devaluación parece inevitable, nuevamente. Algunos países aprenden las lecciones de su historia monetaria, pero Argentina es un caso aparte”, puntualizó.

Es así que el artículo de la periodista Mary Anastasia O’Grady, denominado “Argentina y la vieja costumbre de devaluar”, menciona que el país gaucho en su historia de 200 años de devaluaciones recurrentes, es una condición más sería que una adicción, llamando a este fenómeno un problema patológico.

Además, el artículo de O´Grady continúa describiendo la política que viene teniendo Argentina, su presidenta Cristina Fernández, los problemas de su Producto Bruto Interno y sobre los turistas que visitan el país.

Suscríbete a nuestro boletín informativo




“Las políticas que ha seguido el gobierno de la presidenta Cristina Fernández de Kirchner como la expropiación, la anulación de contratos, la fijación de impuestos a las exportaciones y la imposición de topes a las tarifas de servicios públicos han destruido el capital. Mientras tanto, el gasto fiscal como porcentaje del Producto Interno Bruto se duplicó en los últimos 10 años. Ni los extranjeros ni los argentinos quieren tener pesos porque el Banco Central erosiona su valor al imprimirlos en exceso. Cuando eso ocurre, casi no hay forma de detener una corrida contra las reservas internacionales del Banco Central, una espiral inflacionaria y el empobrecimiento del país”, menciona el diario norteamericano.

Por último, la periodista se refirió en su artículo al jefe de Gabinete, Jorge Capitanich, como un ignorante. “Capitanich dice que los especuladores, en su afán por ganar dinero rapidamente al castigar el valor de los activos para luego comprarlos, son la causa del colapso del peso. Esta clase de ignorancia económica de los gobernantes de una nación de 41 millones de personas es aterradora. Pero en Argentina no es de extrañar”, puntualizó.

Vía: Diario Clarín

comments

Autor entrada: Gonzalo Lagos

Deja un comentario