México: Fortalecerán y crearán más Centros Pymexporta

La estrategia de desarrollo de oferta exportable y promoción de exportaciones es una prioridad para el gobierno federal por su contribución al logro de las metas del desarrollo económico, entre las que se encuentran: mejorar la balanza de pagos, crear empleos y mantener la competitividad-país.

En México el motor de crecimiento, en poco más de dos décadas, ha sido el sector exportador, por lo que la crisis económica mundial, que implica una contracción significativa de la demanda internacional y, particularmente, de Estados Unidos, afecta gravemente la capacidad de crecimiento del país.

Ante esta situación, la Secretaría de Economía (SE), en estrecha colaboración con ProMéxico, ya fortalecen el programa de impulso y desarrollo de oferta exportable.

 El subsecretario para la Pequeña y Mediana Empresa, Heriberto Félix, diseñó, a través de Miguel Ángel Victoria, el Director General de Oferta Exportable, un renovado programa para fortalecer a los Centros Pymexporta existentes y crear nuevos, que operarán con verdadera eficiencia para impulsar a las PYMES a incursionar con bienes y servicios de alto valor agregado en los mercados internacionales.

En esta estrategia juega un papel fundamental un nuevo elemento en el equipo del subsecretario Félix, Carlos Garza, quien estará a cargo del programa de fortalecimiento de los Centros.

El dinamismo y empuje de Garza le brinda a las Pymes una esperanza de que no se escatimarán esfuerzos para dar a las empresas interesadas en exportar, programas que cubran sus necesidades.

Para completar el cuadro, ProMéxico cuenta con un elemento de indiscutible valor que ha ocupado el cargo de Titular de la Unidad de Promoción de Exportaciones en ese organismo, Juan Carlos Murillo, funcionario de altísimo nivel, quien está convencido de que una estrategia exitosa de promoción de exportaciones debe estar apoyada con buen programa de oferta exportable.

Por ello, está dispuesto a colaborar en todo lo necesario con la Secretaría de Economía, aportando su experiencia y conocimientos.

Fuente: El Economista

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion