El medio del rombo, clase media emergente en la capital peruana

clasemedia3

Constato y me reafirmo que el Desborde Popular y la crisis del Estado iniciado en la década de 1940, que significó participación ciudadana de millones de pobladores provincianos del Perú pobre y discriminado, en las ciudades de la región más desarrollada del país y que cambió el ordenamiento territorial del espacio peruano, dio inicio al Perú Moderno que actualmente vivimos. (José Matos Mar)

¿Qué se entiende por clase media emergente con respecto a la clase media tradicional?

La clase media tradicional solía identificarse con no encontrarse ni muy arriba ni muy debajo de la ya obsoleta pirámide colonial de clases sociales.  El grupo humano que nació de la pequeña burguesía limeña al lado de la  élite aristócrata.

Suscríbete a nuestro boletín informativo




Por otro lado se gestó un grupo humano que migró del interior del país a la capital en busca de mejores oportunidades, y en muchos casos a causa del terrorismo. Aquellos que poblaron asentamientos humanos como Villa El Salvador  y que hoy por hoy  a punta de trabajo y esfuerzo es un espacio de efervescente actividad económica. Son sus hijos y nietos los que conforman la clase media emergente.

Expansión del espacio urbano en la capital

El ser humano se caracteriza por el constante cambio, por ende las sociedades también cambian y evolucionan. Cuando viajo de extremo a extremo de la capital para realizar mis observaciones  de campo, veo como Lima es una gran gama de comunidades de contrastes socio económicos variopintos. Aún hay mucho que hacer para reducir la pobreza; no obstante percibo con una visión  positiva el desarrollo de nuestra ciudad.

Los continuos cambios ocurridos desde los años cuarenta y acentuados en los años noventa, han diversificado a las clases medias, lo cual se contextualiza en la expansión del espacio urbano. En la segunda mitad de los años noventa y a comienzos del siglo XXI brotó, como producto de una notable movilidad social ascendente intergeneracional, la  nueva clase media situada en los ex conos, hoy llamados Lima Norte y Sur.

Hace diez años era inimaginable visualizar un mall como el Jockey Plaza en Lima  Norte -Mega Plaza- y hoy en día los centros comerciales  están al alcance de todos.

El caso de Gamarra por ejemplo es una muestra clara del éxito de que aquel peruano provinciano pujante que se trasladó a la capital en busca de un futuro mejor,  forjó su mundo a partir de cero y se hizo su propio camino al costado de una sociedad tradicional llena de prejuicios, porque no tenía nada que perder pero si mucho empuje y ganas de emprender. “El gran indicador de triunfo de la travesía iniciada décadas atrás es que Lima dejó de ser de los limeños. Pues la gran mayoría son migrantes o descendientes de primera o segunda generación” (Rolando Arellano).

Considero acertado hacer referencia  a los  estilos de  vida. Ya que en un mismo barrio un grupo de personas no tienen el mismo ingreso, ni los mismos hábitos de consumo.

Hoy,  hablar de clases sociales en el contexto de una macro economía creciente de un país rico en culturas e identidades diversas es referirse a un abanico de grupos humanos que ya  no puede ser definido estrictamente como  “pobre”, “rico” o de “clase media”. Anteriormente se graficaba la estratificación social peruana urbana como una pirámide, actualmente se presenta en un rombo donde la clase media se va ensanchando.

La forma de la sociedad limeña se está transformando a  partir de una pirámide de estratificación estricta liderada por la “clase A”, en un rombo más incluyente gracias a los emergentes emprendedores.

Giddens manifiesta que lo habitual es que los sistemas de clases sean más fluidos que los restantes tipos de estratificación y que los límites entre las clases nunca estén claros.

Según un estudio realizado por la revista The Economist, el Perú se encuentra  entre las ocho economías emergentes con mayor capacidad de maniobra para utilizar sus políticas monetarias y fiscales para sostener su crecimiento económico frente a una desaceleración global. Gran parte de este crecimiento se sostiene en la fuerza laboral  emergente, pues seis de cada diez peruanos pertenece a este sector, como señala el Banco Interamericano de Desarrollo (BID).

El boom del consumo en la clase media emergente

Cuando Percy Vigil, gerente general de Mega Plaza, presentó al banco WISE el proyecto de hacer el centro comercial “en un asentamiento humano como Los Olivos”, su propuesta fue mirada con incredulidad.  Vigil les presentó estudios de marketing de empresas de investigación serias alegando que en ese sector muchos tenían más dinero en efectivo que varios vecinos de Miraflores y acabó por convencerlos.

Una familia de clase media emergente percibe ingresos entre s/.1500 y s/.4000, montan sus propios negocios o acceden a trabajos con mejores sueldos. Los más jóvenes de este sector tienen alrededor de 27 años y están inmersos en el “boom del consumo”.

La cultura del individualismo y la satisfacción inmediata de necesidades no básicas es un fenómeno global que se ha instalado en el Perú. Es por eso que los habitantes de Lima Norte y Sur han convertido a los centros  comerciales en espacios de entretenimiento y distracción; y aquel espacio del típico mercado donde el ama de casa establecía una relación más amical con su ”casera”, se está perdiendo. Es común que el comprador vaya al centro comercial sin una idea precisa de que comprar, sino que compre por el hecho de hacerlo. La compra marca un estatus, el blackberry de último modelo es un signo de distinción. En el mall no se establecen relaciones cercanas con los vendedores; y el consumidor frecuenta ese espacio para pasar el día con su familia, es por  eso que es común ver juegos para niños de todas las edades. Y no es de asombrar que Paris Hillton haya abierto una de sus tiendas en Plaza Lima Norte. Aquí la acotación es que paralelamente a ese crecimiento del consumismo es necesario que se promocionen espacios de encuentro y /o espacios culturales que alimenten el pensamiento de las personas.

Por otro lado, el sueño de la casa propia ya no es ajeno para la clase media emergente pues el sistema crediticio les facilita su adquisición.  Es así como el boom inmobiliario se ha expandido en distritos como Carabayllo.

Cholo soy, afirmación de la identidad peruana en la clase media emergente

Años atrás, en las décadas de los 80s y 90s las clases medias aspiraban a seguir los patrones de moda y consumo dictados por las clases altas. El paradigma ha cambiado como resultado del híbrido de culturas y la afirmación de la identidad nacional. La clase media emergente tiene su propia moda, su propia idiosincrasia y no aspira a ser como nadie más que la mejor versión de sí misma.

Ser “cholo” hoy en día ya no es necesariamente un término peyorativo. Empresarios como Gastón Acurio han contribuido a revalorar la identidad nacional a través de elementos tan cotidianos como la gastronomía y les dan protagonismo a emprendedores y emprendedoras como la señora de los anticuchos, Grimanesa Vargas; ayacuchana que migró a Lima a los 18 años y comenzó siendo empleada del hogar, más adelante comenzó su negocio de anticuchos con un brasero y una parrilla que compró de segunda mano. Hoy en día ya lleva 38 años en la venta de anticuchos.

emprendedores2

El discurso mediático y la identidad de la clase media emergente

Al respecto de la comunicación masiva, principalmente la publicidad (en la mayoría de los casos) aún no acaba de despertar de su ensueño cursi de patrón de belleza anglosajón, los comerciales publicitarios siguen tratando de imponer sus cánones estéticos a partir de un modelo obsoleto en la cultura emergente. Los protagonistas de facciones mestizas como Magaly Solier, en la película “La teta asustada”, se limitan a darle vida a roles como el de la empleada del hogar. No obstante esta misma actriz protagonizó un comercial  televisivo para  Nescafé, es decir es una muestra de los esfuerzos de algunos pocos publicistas por adaptarse a los cambios sociales.

Producciones televisivas como “Al fondo hay sitio”, siguen mostrando a los “personajes pobres” como mestizos y a los “ricos” como blancos. Es evidente que a los publicistas y guionistas les hace falta hacer mayores esfuerzos en cuanto a investigación cualitativa y cuantitativa y pensar en los consumidores ya no como un perfil estereotipado sino como parte de comunidades. En el caso de la clase media emergente, como todos los públicos se conforma en distintas  comunidades con sus propias particularidades.

¿Esta fiesta es sostenible en el tiempo?

Conversando con Jaime Bailón, coautor del libro “Chicha Power”- el cual refiere a la cultura de las multitudes migrantes del interior a la capital – caímos en cuenta de que podemos mirar el crecimiento del Perú como un proceso sostenible en el tiempo si ponemos nuestra esperanza en los emergentes micro, pequeños y medianos empresarios, más no en aquellos que dependen exclusivamente de un empleador ya que serían vulnerables ante cualquier desbalance económico inesperado. El emprendedor independiente piensa en rentabilidad “compra una camioneta 4×4 no para llevar a sus hijos al jardín de infancia, sino como capital de trabajo”, afirma Bailón.

Se hace entonces necesario darle peso a la calidad educativa, que es un motor básico de desarrollo, además es importante expandir y reafirmar la cultura de emprendimiento en los jóvenes. En ese sentido la responsabilidad social entra a tallar; por ejemplo  La Universidad San Ignacio de Loyola (USIL), una de las más prestigiosas en el Perú, gracias a un convenio con el  Banco Interamericano de Desarrollo BID educará a aproximadamente 25.000 estudiantes de escasos recursos en los próximos diez años. Lo cual  se llevará a cabo gracias al  convenio con el BID que le otorgará un préstamo de US$23,5 millones. Asimismo dicha universidad cuenta con una Escuela de Emprendedores, localizada en el distrito de Independencia.

En conclusión el emprendimiento es sinónimo de progreso, una cultura precisa para desarrollar  de manera sostenible y sustentable al Perú y América Latina.

¿Cuál es su visión de la clase media emergente?

[youtube http://www.youtube.com/watch?v=70bhRNw71hg&w=560&h=315]

Fuentes :Al medio hay sitio (Rolando Arellano), iadb.org, Diario La Primera,  DESCO, Instituto del Perú, gestión.pe

 

 

comments

Autor entrada:

Deja un comentario