Dropshipping, el modelo de venta para tu pyme

Si deseas aprender un método que puede ayudar a crear negocios con una inversión inicial baja, entonces el modelo del dropshipping es lo que estas buscando, ya que muchas empresas han tenido resultados exitosos.

Lo primero que tienes que saber del dropshipping, es que es un tipo de venta en el que el vendedor tiene una estrecha relación tanto con el cliente como con su proveedor o mayorista. De hecho, es este último el que se encarga de guardar el stock que más tarde se venderá. De esta forma, el vendedor se lleva una comisión por la venta.

La idea de negocio tiene además una serie de ventajas interesantes para el vendedor:

Eliminación de costes: al no tener que almacenar ningún producto, se evita tener que contar con un espacio donde guardar esos artículos. Esto reduce gastos tanto de almacenaje como de transporte que asume el mayorista, proveedor o fabricante.

Nada en stock: consecuentemente relacionado con el punto anterior, el modelo de negocio evita que el vendedor tenga stock. Al no tener que guardar nada, solo pedirá lo que los clientes quieren en cada momento y evitará comprar más producto del necesario.

Prueba y error: al no tener que asumir riesgos podemos probar con la promoción de determinados productos para ver cómo funcionan. Así, no tenemos que desechar ninguna oportunidad de negocio.

Así, el vendedor solo tendrá que asumir los gastos de la creación de una tienda on-line-hosting, diseño, suministro de contenido y otras detalles para que la pagina funcione correctamente. A partir de ahí, tendrá que buscar un proveedor de productos informáticos.

Para no equivocarnos con el contrato a firmar con nuestros mayorista o proveedor, tendremos que tener claros ciertos parámetros:

  • Precio
  • Condiciones de compra
  • Competencia
  • Plazos de entrega
  • Disponibilidad de productos
  • Devolución
  • Garantía

Fuente: Muy Pymes

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion