El pitch, el método más efectivo para conseguir inversionistas

presentacion-ante-inversores

Dentro de todas las técnicas elaboradas para atraer inversionistas, la preferida por la mayoría de emprendedores es el pitch. ¿Qué tiene el pitch que no ofrezcan otras técnicas de atracción de inversores? Pues que el pitch permite una conexión emocional más cercana entre emprendedor e inversionista, haciendo uso del menor tiempo posible. ¿Estás interesado en hacer un pitch? Pues aquí te reseñamos los pasos necesarios para realizarlo:

  1. Investigar a los inversores

No es lo mismo tratar de convencer a inversionista que pondrá millones en juego a favor de tu negocio, que para atraer un socio que va aportar conocimientos. Y no solo eso. Es bueno que investiguen a tus futuros inversores, porque puedes direccionar tu discurso de acuerdo a los gustos y preferencias de estas personas, o como se diría en términos coloquiales, darles en la yema del gusto.

  1. Ponerle un nombre interesante a tu proyecto

Y es lo primero que debe aparecer en tus diapositivas. Es más, puedes narrar en forma concisa cómo nació dicho nombre y la historia detrás de su elección.

Suscríbete a nuestro boletín informativo




  1. Realizar una introducción explosiva

Mucha atención, porque esta es la fase clave del pitch. Es en esta parte cuando debes conectar emocionalmente con los inversionistas. Crea, para tal fin, un storytelling atrayente sobre tu proyecto. No vayas a leer en ningún momento, se entiende que confías en tu proyecto y no necesitas de ninguna ayuda extra para tu discurso. Una recomendación final: elabora como ejercicio un “elevator pitch”, una presentación concisa de tu proyecto en un minuto, ella te ayudará a identificar la ventaja comparativa de tu proyecto frente a otros.

  1. Ir al quid del negocio

Luego de realizar esa introducción, debes ir a la cuestión que están esperando los inversores: ¿Qué necesidad del mercado va a cubrir tu proyecto?

  1. Definir tu público

Si hay una necesidad, necesariamente debe haber públicos involucrados. ¿Los conoces? ¿Dónde se encuentran? ¿A qué nivel socioeconómico pertenecen? ¿Por qué estarían interesados en adquirir tu producto o servicio?

  1. Recalcar tu diferencia

Si bien ya lo hiciste en la parte introductoria, debes insistir en ella. La ventaja que ofreces frente a la competencia es la principal razón por la que los inversores decidirán apostar por ti y no por otras ideas de negocio. Mi recomendación es que crees una diapositiva especial para explicar este punto.

  1. No olvidar el aspecto económico

Si bien ya definiste tu ventaja en el mercado, aún no queda claro a los inversionistas cuánto necesitas. Tal vez ya cuentes con algún tipo de financiamiento, y lo que buscas es una inyección económica para seguir creciendo. Habla de cifras concretas, de cuánto necesita tu negocio, de los precios que tienes en mente para tus productos o servicios, y de los gastos e ingresos en los que piensas incurrir.

  1. Hablar de tu equipo

Llegó el momento de hablar de ti, de tus socios y del capital humano a tu cargo. No vayas a caer en loas innecesarias, sé conciso respecto a la experiencia de quienes te acompañan en el proyecto.

  1. Formular tu solicitud

Muéstrate agradecido por el tiempo que se han tomado en escucharte, y ve directo al grano, que esperas que confíen en tu proyecto y que si invierten en él saldrán ganando tanto tú como ellos.

¿Cuánto tiempo debería tomarte todo el pitch? No más de 20 minutos estructurados en 10 diapositivas. ¿Crees que puedes hacerlo?

Vía: creamundi.es / eureka-startups.com

Foto: lavoztx.com

comments

Autor entrada: Equipo Pymex LM

Deja un comentario