Tutoría inversa: Clave para altos ejecutivos

Jefes y empleados

En años recientes, la tutoría (mentoring) ha cobrado mayor importancia como una estrategia para contener la marea de desaparición de conocimiento resultante del retiro de cada vez mayor número de ejecutivos talentosos, aunado a los rápidos cambios tecnológicos actuales.

Es importante reconocer que los programas de tutoría pueden ser vehículos relativamente baratos para compartir y retener el conocimiento en las organizaciones, por lo que actualmente las compañías utilizan mentores o tutores jóvenes para impartir o transmitir habilidades a sus contrapartes más experimentados.

Debido al creciente impacto del internet y la falta de habilidades tecnológicas en los directivos, las compañías usan programas de mentores o tutores inverso para capacitar a sus líderes y empleados acerca de nuevas tecnologías.

Las relaciones de tutoría inversa pueden ayudar a mejorar las siguientes áreas:

Visión del consumidor. Los altos directivos o gerentes pueden aprender acerca de cómo utilizar el internet y otras tecnologías para investigaciones y conocimiento del mercado.

Visión de los procesos. Colectivamente, los mentores o tutores pueden funcionar como terreno de prueba para nuevos productos e ideas en los procesos.

Visión cultural. Estos programas pueden agregar valor cultural adicional al reforzar las relaciones a través de toda la compañía.

Adicionalmente las compañías pueden desear utilizar la tutoría inversa para ayudar a los altos ejecutivos a relacionarse con clientes de grupos generacionales diferentes, así como a ganar conocimiento de negocios de última generación.

Sin importar el tipo de tutoría que utilices, esta puede ser una estrategia crucial para transmitir la sabiduría y aumentar el talento en cada departamento, así como para proveer fundamentos sólidos para el futuro crecimiento del negocio.

Fuente: Mundo Ejecutivo

{fcomment}

Artículos Relacionados

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion