Evita las reuniones improductivas en tu empresa (Parte 2)

Continuando con los tipos de reuniones improductivas, tenemos las siguientes.

 4. Reuniones que se basan en regaños en lugar de estrategias

Uno de los clientes de Bradt gastaba el 95 por ciento del tiempo de una reunión pidiéndoles a sus gerentes que explicaran por qué sus números habían bajado y sólo el 5 por ciento planeando estrategias futuras. No era de sorprenderse que todos los asistentes salieran de la junta con cara larga.

Tip: Usa el pasado como una plataforma para entender y planear acciones futuras, no como un medio para regañar a la gente, recomienda Bradt. El poder de la inteligencia grupal debe usarse para evitar errores y avanzar.

Suscríbete a nuestro boletín informativo


5. Reuniones que interrumpen las horas productivas
Muchas empresas tienen juntas en la mañana, interrumpiendo las horas más productivas de los empleados, sentencia Jackie Freiberg, coautor del libro Nanovation: How a Little Car Can Teach the World to Think Big and Act Bold.

Tip: Agenda las reuniones en la tarde, cuando escapar del cubículo sea un alivio bien recibido por los empleados.

6. Reuniones que se realizan en ambientes insípidos
En la mayoría de las juntas, los empleados se reúnen alrededor de una mesa y se mantienen enfocados en el líder que se encuentra a la cabeza. Freiberg cree que este formato inhibe las discusiones y las ideas creativas.

Tip: Llévate a tus empleados a caminar en el parque o aunque sea alrededor del edificio o en el estacionamiento. “Cuando no estás “ojo a ojo”, tienes las agallas de decir ciertas cosas”, sugiere Frieberg. “Y mientras caminas ves las cosas de una manera diferente, lo que estimula a las ideas”.

7. Reuniones formales y rígidas
Pocos líderes de juntas tienen sentido del humor. El resultado es una habitación llena de empleados aburridos, dice Eric Chester, autor de Reviving Work Ethic.

Tip: Inicia la junta con música, un chiste o una anécdota interesante, recomienda Chester. “En la era de YouTube y de iTunes, no hay razón por la que no inyectar un poco de humor en una reunión para atraer la atención, desarmar la negatividad y generar entusiasmo”.

Regresar a: Parte 1

Fuente: soyentrepreneur

Artículos Relacionados

comments